Kiosco

La Opinión de Murcia

Política

El PSOE recupera Ceutí por un año: "El PP no se va, le echamos"

El pleno extraordinario por la moción de censura fue bronco y hubo hasta ataques personales

47

Moción de censura en Ceutí Juan Carlos Caval

A nadie le gusta que le echen por la fuerza y eso es lo que ayer ocurrió en el Ayuntamiento de Ceutí con el alcalde del PP, Juan Felipe Cano, que ya no lo es. Sonia Almela, concejala socialista del Consistorio, acaba de convertirse en la primera mujer al frente de la Corporación del municipio tras salir adelante la moción de censura que presentó su grupo junto con la edil de Cs, en cuya mano estaba el cambio de Gobierno. «Se rompe un gran techo de cristal», dijo al comenzar su discurso.

"Se rompe un gran techo de cristal. Tengo el inmenso honor de ser la primera alcaldesa del municipio"

Sonia Almela - Alcaldesa de Ceutí

decoration

El pleno ha estado plagado de acusaciones entre los diferentes grupos municipales. Cabe recordar que el PP sale del Gobierno local tras negarse a cederle el bastón de mando a la concejala naranja, María Ángeles Martí Bravo, tal y como acordaron en 2019 tras las elecciones. Cano mantiene que hay una serie de facturas «irregulares» de la concejalía de esta edil de Cs, ya que son producto de contratos con un familiar de segundo grado, por lo que exigió su cese para entregar el bastón de mando a los naranjas. A la vista está que no ocurrió.

"Los motivos para la moción son falsos. Se puede mentir mejor, pero más no"

Juan Felipe Cano - PP

decoration

El PP echó en cara a los socialistas que basen la moción en «falsedades» y negó haber roto el acuerdo. «Hemos actuado con lealtad y transparencia, pero hay facturas», prosiguió, «para las que no hay justificación». Por este motivo, acusó al PSOE de acoger a una persona, Martí Bravo, «que ha incumplido la ley». «Se puede mentir mejor, pero más no».

El Grupo Municipal Socialista fue especialmente duro con la antigua gestión de los populares con Cs y Vox. «No se van, les echamos a donde debían estar desde el principio de legislatura», le dijo a Cano su portavoz, María Fernández Aragonés, ya que el PSOE fue la fuerza más votada en 2019. Además, mencionó que el alcalde estuvo un tiempo sin pagar el IBI y le espetó que «deja un pueblo con mierda a ‘punta pala’», ante el asombro de los asistentes.

"El Partido Popular deja un pueblo con mierda a ‘punta pala’"

María Fernández - PSOE

decoration

«47 millones de euros de deuda me encontré cuando asumí el cargo. Eso sí que es mierda», le respondió Cano en su turno de réplica. «El olor a podrido lo tienen ustedes», añadió, en referencia a la condena del exalcalde Manuel Hurtado a 15 meses de prisión. Además, le afeó que mencionara sus problemas pasados con el pago del IBI porque «pasaba por un mal momento, como tantas otras personas durante la crisis».

"Le sigo animando a que lleve a los tribunales las dudas sobre mi gestión"

María Ángeles Martí - Cs

decoration

La concejala naranja, María Ángeles Martí Bravo, otra de las protagonistas de la mañana, denunció la «falta de compromiso del alcalde de Ceutí con la democracia» por incumplir el pacto de gobernabilidad de 2019 y negarse a abandonar el puesto en su favor. Además, le animó a llevar a los tribunales «las dudas» sobre su gestión, como ella sí que va a llevar sus «calumnias» vertidas contra ella

"PP y Cs son un peligro para la democracia"

María Antonia Gil - Vox

decoration

María Antonia Gil, de Vox, que también formaba parte de la Corporación saliente, lamentó la «imagen que está dando Ceutí» y criticó que «dos partidos manchados por la corrupción» (refiriéndose al PSOE por la condena al anterior alcalde y a Cs por las dudas sobre los contratos del Ayuntamiento en este mandato) pasen a dirigir el municipio. «Son un peligro para la democracia», afirmó, provocando algunos comentarios en el auditorio.

Un apagón obligó a la edil naranja a parar

«Mal presagio», se escuchó desde uno de los asientos cuando saltaron los plomos del auditorio de Ceutí durante la celebración del Pleno Extraordinario en el que se debatía la moción de censura al popular Juan Felipe Cano. El apagón tuvo lugar justo en el momento en el que la concejal María Ángeles Martí Bravo comenzaba su discurso ante la atenta mirada de Cano, quien estaba destinado a ser su vicealcalde según el pacto de gobernabilidad que firmaron ambos en 2019 y que ha quedado en papel mojado. «Cosas del directo», afirmó la edil cuando se hizo de nuevo la luz. 

Jura del cargo

Después de jurar el cargo y coger el bastón de mando, la nueva alcaldesa de Ceutí prometió trabajar por sacar los presupuestos de este año, aún sin aprobarse, y adelantó que su nuevo equipo «priorizará las demandas históricas» del municipio con el Gobierno regional. 

Asimismo, pidió al Grupo Municipal Popular colaboración para un «traspaso de poder serio» y trasladó un «mensaje de tranquilidad» a los vecinos. 

Compartir el artículo

stats