La Opinión de Murcia

La Opinión de Murcia

Angel montiel

La Feliz Gobernación

Ángel Montiel

Santa meteorología

Más que pedir imposibles y comprometer la credibilidad de la Virgen de la Fuensanta, habría sido más práctico recurrir a la letanía de 'Amanece que no es poco'

Fernando López Miras y José Ballesta, portando a la Virgen, este martes Juan Carlos Caval

López Miras se encomendó ayer a la Virgen de la Fuensanta para pedirle «la lluvia que tanto necesitamos». En esto de las rogativas vamos avanzando. En los años valcarcelianos del nacionalismo hídrico se llevó a cabo una misa en la plaza de Belluga, oficiada por el obispo, en la que todas las fuerzas vivas pedían a la patrona que no derogara el trasvase del Ebro.

Era elevar demasiado la jurisdicción, pues los trasvases son cosa de los hombres. La lluvia, sin embargo, está en manos de los dioses: Thor, Freyr, Zeus, Júpiter, según cada mitología, y en Murcia qué mejor intermediaria que una Virgen que se llama Fuente Santa. Digamos que el presidente atina competencialmente.

Pero como el tiempo no está para llover, esta rogativa tiene algo de incitación a la descreencia, pues ¿qué pensará el populus cuando pasen los días y observe que el dios de la lluvia no llora sobre la Región? Acabaremos acusando a la Virgen de la Fuensanta de sanchista.

Más que pedir imposibles y comprometer la credibilidad de la Virgen, habría sido del orden práctico recurrir a la letanía de Amanece que no es poco, donde el cura del pueblo reune a la feligresía en la jornada de reflexión para pedir que los ángeles del cielo les ilumine a fin de votar adecuadamente en las elecciones municipales: «Dadnos, santos del cielo, claridad de juicio». «Dadnos, santos del cielo, rigor científico». «Dadnos, santos del cielo, un cuerpo de doctrina». «Dadnos, santos del cielo, mucho discernimiento». «Dadnos, santos del cielo, la capacidad de relativizar». «Dadnos, santos del cielo, una visión global bastante aproximada».

Los santos del cielo son capaces de darnos todo esto, y con ello acabaremos deduciendo que lo acertado es votar a López Miras.

A falta de gestión, superstición.

Compartir el artículo

stats