El Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz desarrolla durante el próximo mes y medio actuaciones para la mejora de la seguridad vial en las tres travesías del casco urbano. Un proyecto que cuenta con un presupuesto de 480.000 euros financiado íntegramente por el Gobierno de la Región de Murcia y que incluye, entre otros aspectos, la ordenación viaria mediante dos rotondas en los cruces situados en Plaza del Templete y en el Campo Municipal de Fútbol.

Los trabajos para la mejora de la seguridad vial y ordenación del tráfico cuentan con un presupuesto total cercano al millón de euros, que financia el Gobierno de la Región de Murcia

“Estas obras no solo suponen una mejora en la seguridad vial para los cientos de conductores y peatones que diariamente hacen uso de las travesías, sino que darán una mayor fluidez al tráfico gracias a la ordenación que se está realizando en dos cruces estratégicos, algo que desde hace mucho tiempo era una asignatura pendiente demandada por los vecinos”, según ha apuntado el alcalde, José Francisco García, en la visita realizada a los trabajos junto a la directora general de la Carreteras de la Comunidad Autónoma, María Casajús, y los concejales de Urbanismo, Mónica García, y Obras, José Antonio Sánchez. 

El Plan Travesías Seguras, que desarrolla el Ayuntamiento y financia la Comunidad Autónoma, cuenta con un presupuesto total para Caravaca y pedanías cercano el millón de euros, abarcando el arreglo de un total de seis kilómetros de vías urbanas. 

La directora ha destacado la relevancia de este tipo de actuaciones “para impulsar la actividad en la zona, promoviendo la obra pública como un activo generador de empleo y de desarrollo económico”, al tiempo que ha indicado que “se pone de manifiesto el compromiso del Ejecutivo regional con el desarrollo socioeconómico de los municipios y el bienestar de sus ciudadanos”.

La primera rotonda del casco urbano se sitúa junto al cruce del Templete y está conformada por dos anillos que darán acceso a las principales avenidas que rodean al conjunto histórico. La segunda, de similares características pero de menor tamaño, se ubica junto al campo de fútbol Antonio Martínez ‘El Morao’ y permitirá aliviar la densidad del tráfico en el principal acceso a la ciudad por la Autovía del Noroeste. 

Los trabajos en el casco urbano han comenzado por las dos rotondas previstas y continuarán en las próximas semanas con la reparación del pavimento y reasfaltado completo del mismo en los tramos urbanos de las carreteras de Murcia, Granada y Moratalla, incluyendo calles como La Corredera, Maruja Garrido o avenida de los Andenes. También está prevista la renovación de la señalización vertical y horizontal en todas estas vías. 

De forma paralela a las obras programadas del casco urbano, el Plan Travesías Seguras también abarca las vías que cruzan las pedanías de La Encarnación, Navares y Barranda.

Tras culminar los trabajos en Navares, esta semana las obras están llevando a cabo en Barranda, pedanía esta última donde esta actuación va a suponer una inversión de 266.000 euros.