La Opinión de Murcia

La Opinión de Murcia

Tribuna Libre

Mujeres 'arrostradas'

Mañana es la jornada de reflexión. Esta es la mía

La política es lo más apasionante y lo más despreciable con lo que me he topado. La he conocido desde perspectivas diferentes. He crecido cerca del compromiso político. Con un padre militando en el Partido Socialista, recuerdo colarme en algunas reuniones. No sé en qué grado entendía qué se decía allí, pero anidaron en mi alma conceptos como justicia y libertad de expresión. Interioricé todo aquello y lo practicaba en la vida. Mi padre me propuso formar parte de las Juventudes Socialistas, pero viré la dirección hacia las Fuerzas Armadas. Lejos de dejar la política, siguió ahí. La razón es sencilla: todo es política. La educación, la sanidad, la economía, el medio ambiente, la seguridad y defensa… son política. Y es política cada decisión que tomamos; amar u odiar, pensar o dejar que lo hagan por nosotros, comer de todo o ser vegana, solucionar los conflictos con el silencio, la palabra o la fuerza… todo es política. El activismo en los ejércitos se puede hacer, por ejemplo, desde el asociacionismo profesional, no sólo votando cuando llegan las elecciones. Así que reivindiqué mejoras salariales, sociales, derechos de conciliación, chalecos antibalas con forma de pecho para las mujeres, para respetar nuestra anatomía, y muchas más cosas razonables. Y por actuar así algún oficial militar machista me tachó de «roja sindicalista extremista radical». Supongo que eso me cerró puertas, pero la puerta de la política municipal se abrió de par en par.

Alguien pensó que eran tiempos de mujeres, tiempos de murcianas feministas, activistas y con formación. Había vestido el uniforme muchos años y no había sospechas de que fuese de extrema derecha o derecha extrema. Y en cuanto pude hacer campaña, llegó la noticia. 2019, el Grupo Municipal Socialista en Murcia ficha como número dos a Teresa Franco.

Quisieron contar conmigo y agradeceré siempre la experiencia. La política apasiona. Es el poder. Una feminista con poder desarrollará actuaciones que mejorarán la vida de la gente. ¿En qué dirección? En mi caso, la de la igualdad entre mujeres y hombres. Pensad si es apasionante o no. Así que, dos años en la oposición, aprendiendo a hacer propuestas y actividades de control, y dos de gobierno, gestionando, son un regalo. En Igualdad, Juventud y Cooperación al Desarrollo hemos hecho cosas muy novedosas e importantes, y espero que queden ahí y sean respetadas, y por poner algunos ejemplos: la remunicipalización de los espacios jóvenes, la creación del servicio de Igualdad y Atención a la Violencia de Género, también el de Cooperación al Desarrollo, la nueva redacción y aprobación de la Ordenanza Municipal de Publicidad del Ayuntamiento de Murcia que, por fin, permite que la publicidad sexista pueda ser perseguida, aunque no tenga una ordenanza específica, la puesta en marcha del Plan Corresponsables que ofrece servicio de Canguros a domicilio gratis a las familias con peques de cero a tres años, y personal cualificado para cuidar a niñas/os de seis a doce en vacaciones en colegios y ludotecas, impartición de cursos para hombres para que sean agentes de cambio por la igualdad, refuerzo gratuito psicológico para atender a jóvenes, aumento del presupuesto para dar subvenciones al asociacionismo juvenil y que desarrollen sus proyectos, la puesta en marcha del Programa Nacional Tejiendo Redes para que nuestra juventud creadora tenga más oportunidades formativas y laborales fuera de Murcia, elaboración por primera vez de un Plan de Igualdad para quienes trabajan en este ayuntamiento, la adhesión al Sistema VioGén para que las mujeres víctimas de violencia de género estén también protegidas por nuestra Policía local, en coordinación con Policía Nacional y Guardia Civil, la aprobación por primera vez de un Plan Director para la Cooperación al Desarrollo trabajando conjuntamente con las ONGD. Y continúo: hemos llevado a todas las pedanías el mensaje de que las queremos libres de violencias machistas (estas vallas están siendo vandalizadas una y otra vez, lo que demuestra que existe odio hacia las mujeres, y que estos mensajes son necesarios para la concienciación). Hemos mandado elaborar un estudio científico sociológico pionero en Juventud sobre su estado actual tras la covid-19 y otras crisis que le ha afectado y que servirá para tomar decisiones políticas correctas. Hemos dejado presupuestados proyectos de más espacios jóvenes, el de Juan de Borbón, por ejemplo, tendrá sala de danza y 12 salas de ensayo… Sólo teniendo poder se pueden cambiar las cosas, es apasionante.

Pero la política por dentro es como se ve en las series televisivas, igual, pero sin asesinatos. He visto cómo se cambia de chaqueta con una facilidad pasmosa, faltas de respeto inaceptables que se convierten en delito, promesas incumplidas y, lo que peor llevo, injusticias con personas que no las merecían, sobre todo con mujeres. Qué significativo el reguero de víctimas mujeres valiosas, poderosas, inteligentes, trabajadoras. Reflexionemos cada día, porque aquellos hombres que parecen saber muy bien la teoría feminista suspenden en la práctica, y olvidan, para nuestra desgracia, que podríamos haber sido en la Región de Murcia el paradigma de la Igualdad en España. El mismo partido que tiene elaborado un protocolo para que exista paridad en los actos de campaña, adelantándose incluso a las leyes de paridad presentadas por nuestro presidente del Gobierno, no cumple sus normas dadas. Pero nosotras no sólo sabemos la teoría, sino que la elaboramos. Una de ellas, quien fuera número dos y relegada a la nada, supo contactar con la realidad y presentar una propuesta de Ley de Violencias Machistas de la Región, donde cuarenta y cinco entidades participaron en su redacción, asociaciones feministas, sindicatos y demás colectivos. 

El día que se rescate esa propuesta de Ley tendrá un alma máter con nombre y apellidos. Logró un Plan de Igualdad para la Asamblea Regional y la firma de un Protocolo frente al acoso sexual y por razón de género que nos dejará como el quinto parlamento autonómico en nuestro país en tenerlo. Logró que se aprobara la Ley de Familias Monoparentales de Murcia prácticamente con mayoría absoluta, ¡incluso con el apoyo de quien meses antes llamaba «conejos» a los hijos de las mujeres solteras! Eso sí es hacer política y convencer para sacar adelante lo que importa. 

La parte despreciable de la política ha hecho que expertas en comunicación y con una calidad humana indescriptible fueran despedidas sin fuste, sin formas; mujeres apostando por cargos orgánicos castigadas, mujeres alcaldesas gestionando sus municipios con resultados exitosos abandonadas… He visto muchas cosas y puedo decir que la política es un ámbito más machista que cualquier otro, y tengo experiencia. Las mujeres no andamos ‘despechás’ ni ‘alocás’, andamos ‘arrostradas’ (con o) por el mundo. Precisamente por eso lograremos cambiarlo, trabajando y convenciendo con la palabra acompañada de los hechos. Que se sepa, y que sirva para hacer las cosas de otro modo en política, porque se pueden y deben hacer de otro modo.

Votad, con una pinza en la nariz si hace falta, pero votad. Yo lo haré con la conciencia muy tranquila, la libertad intacta y una pinza violeta, ‘arrostrada’.

Compartir el artículo

stats