17 de septiembre de 2019
17.09.2019
Especial
Romería de la Virgen de la Fuensanta

Un manto que hace historia

La Morenica vuelve a lucir, tanto en el Camarín como la Procesión Claustral, el 'Manto de la Paz', que durante meses ha sido elaborado por miles de murcianos con puntadas cargadas de devoción

17.09.2019 | 04:00
Bendición del manto.

Muchos son los mantos que a lo largo de los años le han regalado a Ntra. Sra. la Virgen de la Fuensanta, demostrando su agradecimiento, su amor, y devoción.

La encargada de cuidarlos, restaurarlos, y de que estén en perfecto estado es su Camarera. Tres generaciones vistiendo a Nuestra Señora, desde 1918 con Dª. María Codorniú, hasta su fallecimiento el 2 de abril de 1963, momento en que la sucedió su nieta, Dª. Pilar de la Cierva Kirkpatrick, que durante más de cuarenta años, con inmenso amor y veneración, estuvo al servicio de la Santísima Virgen. Algo que conocía muy bien de pequeña, cuando acompañaba a su abuela, repitiéndose el hecho con su hija Dª. María Artiñano de la Cierva actual responsable de dicha labor.

Pregunta: ¿Es la Camarera la que decide qué Manto lleva la Virgen en cada ocasión?
Respuesta: Sí, yo lo pienso conforme se van acercando las fechas, veo las veces que hay que cambiarla, y decido, este no se lo hemos puesto, vamos a vestirla con él. Las personas que le obsequian uno les gusta ver que la Virgen lo luce. Unos son para los traslados y otros para ponerlos en su Santuario, o en la Catedral.

P: ¿La selección cómo se realiza?
R: Hay unos que son muy antiguos, con magníficos bordados en oro, es casi imposible hacerlos en la actualidad por la calidad de las telas. Esos se los dejamos para estar en el Santuario, o en la Catedral. Por citar algunos: el de la Coronación, que le regaló mi bisabuela en el año 1927, el de la Reina Isabel II, el de Valencia, el de la Marquesa de la Laguna, el de la Corte de Honor, el Manto de la Paz. Y luego están los de viaje, que son unos mantos más ligeros, pesan menos, hay que pensar en el sol, el polvo, y el deterioro que les puede causar, los de la bajada y subida también son muy bonitos.

La Virgen siempre tiene que ir impecable.

P: ¿Cómo se viste a la Virgen? ¿Para usted es un acto religioso?
R: Sí, yo siempre lo he considerado así, porque desde mi bisabuela es algo tan arraigado en mi familia, que yo cada vez que la visto me emociono, es como si fuera la primera vez, y unos días antes estoy pensando que joyas le vamos a poner, como la vamos adornar. Antes de comenzar y al terminar le rezamos una Salve y una oración para que nos ayude. Yo veo lo que hay detrás de una imagen, que es la madre de Dios, la Virgen Santísima, y sí, es una emoción muy grande. ¡Mira, se me saltan las lágrimas solo al pensarlo! Para mí, ser la Camarera de la Virgen es un gran honor, cuando el Cabildo me llamó y me lo propusieron, rompí a llorar, de alegría y enternecimiento. Estar a su servicio es una satisfacción muy grande.

P: El nueve de Septiembre de 2018 estrenó el Manto de la Paz. Este año lo vuelve a llevar, ¿es por algún motivo especial?
R: Es algo que lo tenía clarísimo, muchas personas que dieron la puntada estaban muy involucradas, con mucha ilusión, y en ese momento no pudieron venir a verlo por distintas circunstancias, viajes, diferentes cosas. Entonces decidí que en el aniversario se lo pondría de nuevo tanto en el Camarín como en la Procesión Claustral, para que lo admirasen en su totalidad, pues siempre se le ve la parte de delante, siendo una parte importante la espalda con la riqueza de sus bordados. Y es una pena que no se luzca. ¡Fíjate que vienen de distintos lugares de la Región de Murcia y diferentes lugares de la geografía española, porque dieron la puntada!

P: ¿Sabes que es el único manto en todo el mundo católico que está bordado por todas las personas, creyentes, devotos, practicantes o no, pero que con Fé a su Patrona le solicitan: paz en su alma, para su casa, y para el mundo?
R: Pues todo fue gracias a tí, que tenías la idea hace mucho tiempo y nos lo propusiste a la presidenta de la Corte de Honor de Ntra. Sra. de la Fuensanta, Dª. Pilar Cáceres Hernández-Ros, a mi marido Fernando Garrido, y a mí. Y ha sido algo extraordinario, la Virgen ha puesto su mano para que todo saliera redondo. Es la primera vez que se hace algo así.

P: ¿Que destacarías del manto?
R: Tiene una gran carga religiosa, porque las personas que han dado la puntada se han acercado con una profunda devoción hacía la Virgen y quería participar de alguna manera en su confección. Es muy de agradecer que la gente participe, se ilusione, que se alegre de verla con el Manto donde dieron su puntada.
Dª. María Artiñano, muchas gracias.

Dª. Pilar Cáceres Hernández-Ros es la Presidenta de la Corte de Honor de Ntra. Sra. de la Fuensanta.

Pregunta: Dª. Pilar, ¿qué ha representado para la Corte el Manto de la Paz?
Respuesta: Este manto ha sido un proyecto tuyo, que nos comentaste en septiembre de 2017 a María Artiñano, a Fernando Garrido y a mí. Lo cierto es que nos pareció una idea extraordinaria, representa el amor de toda la gente de Murcia y de las muchas personas que se desplazaron de distintos lugares, como los que en ese momento estaban visitando nuestra ciudad, que se unieron para dar una puntada. La experiencia que vivimos en ese bordado ha sido imborrable, la afluencia de personas que asistieron durante esos meses, nos mostraron ese cariño, ese amor que tienen a la Virgen. Vinieron familias enteras, personas de todas las edades, parejas jóvenes, algunas personas acudían en silla de ruedas, otras, invidentes a las que ayudamos para que dieran su puntada, muchas mamás con sus hijos recién nacidos en brazos, dando la puntada, era unos instantes llenos de emoción, les mirabas y su cara reflejaba una paz, un amor. Yo creo que le ofrecían a sus bebes para que los protegiera y amparara toda su vida, haciéndose una fotografía de recuerdo para que cuando su hijo/a sea mayor contarle ¡mira que pequeño eras! en ese manto ¡tú también diste una puntada!

Ese Manto lleva una carga enorme de gracias, de peticiones a la Virgen. Una impronta que queda ahí, perenne, y es, entre otras cosas, lo que hace de él un Manto especial.

Además, motivó muchísimo a muchas mujeres a pertenecer a la Corte de Ntra. Sra. de la Fuensanta, que fue fundada en 1915 por el Sr. Obispo D. Vicente Alonso Salgado, por este motivo nuestro Presidente en la actualidad es el Sr. Obispo de la Diócesis de Cartagena, D. José Manuel Lorca Planes.

P: Hace 4 años se celebró el centenario, donde la Corte le regaló un precioso manto.
R: Sí, efectivamente, pero lo más gratificante es comprobar que cada vez son más y más mujeres que se unen a la Corte. Ser Dama de la Virgen es algo muy especial, cuando te imponen la medalla hay un sentimiento de agradecimiento, de satisfacción, notas algo que la Virgen te transmite, nosotras siempre acudimos a Ella, sabiendo que siempre nos escucha, y atiende.

P: ¿Qué labores desempeña la Corte?
R: En la Corte realizamos varias tareas, una de ellas, expandir el amor y la devoción a la Virgen, ¡estamos al servicio de Ella!, en todo lo que requiere, el Culto, las flores, colaboramos con entidades que necesiten nuestra aportación para sus hijos mas desfavorecidos. Y esta devoción se va transmitiendo de madres a hijos, de una generación a otra.

P: Pilar ¿qué se necesita para ser Dama de la Corte?
R: A partir del momento que una niña hace su Primera Comunión ya puede ser Dama, y, por supuesto, como a todas se le impone la Medalla. Ser Dama de una Reina, de una Madre amorosa que te cuida y protege. ¡hay que vivirlo!

P: Pilar ¿qué ha supuesto para la Corte producir este manto?
Respuesta: Yo, la verdad, me siento agradecidísima a la Virgen de la Fuensanta que puso su mano para llevar este proyecto adelante. Hemos contado con la colaboración de muchas personas, porque una cosa es decirlo y otra poderlo llevar a la práctica y, repito, me siento muy agradecida primero a ti, que tuviste esta gran idea, a todas las personas que lo han hecho posible, al Sr. Obispo que como Presidente de la Corte lo autorizó y le pareció muy bien que se hiciera este manto; al Sr. Alcalde, que puso a nuestra disposición diferentes museos de la ciudad para que todas las personas pudieran acercarse a dar su puntada y participando en todo lo que se necesitase.

P: ¿Te sientes feliz?
R: Muy feliz por todo lo que ha representado, la unificación, devoción, el que por primera vez en la historia la Santísima Virgen de la Fuensanta tiene un manto bordado por tantas miles de personas, el observar con el amor y respeto que se acercaban, muchos se santiguaban antes de dar su puntada. Este manto ha sido un nexo de unión y acercamiento con la Virgen de la Caridad de Cartagena, vino toda la directiva, y no solo ellas, nos visitaron la Corte de la Virgen de la Soledad de Jumilla, de la Virgen de las Maravillas de Cehegín. ¡Ha sido realmente hermoso y entrañable!, muchas gracias a todos.

Dª. Maruja Pelegrín, gran mujer, excelente persona, que lleva muchos años trabajando al servicio de los ciudadanos a través de sus distintos cargos en política y también pertenece a la Corte de Honor de Ntra. Sra. de la Fuensanta.

Pregunta: Maruja, viviste muy de cerca el Manto de la Paz y participaste. ¿Qué representó para tí este hecho?
Respuesta: Bueno, es muy difícil expresar lo que se siente en esos momentos, porque no es simplemente emoción, son muchísimos sentimientos, es algo que piensas que vas a tener la suerte de hacer y que tus hijos, nietos, bisnietos, tengan ese legado, que a nivel sentimental es un herencia especial, muy especial... sentí esa emoción, esa unión de todas las murcianas y murcianos, bajo el Manto de la Morenica, personas dispares, distintos, por edades, por ideologías, por clases sociales, pero todos juntos en ese acto único y estupendo, yo agradezco a la Corte de la Virgen, a la Presidenta, a usted como persona que tuvo esa estupenda idea y supo trasmitirla, a todos, y al Sr. Obispo.

Este Manto es un privilegio, somos los únicos en el mundo que hemos hecho algo así. Ahora lo pienso y es una idea ¡¡genial!!, pero nadie había tenido esa idea nunca, ¡a nadie se le había ocurrido jamás!, y eso nos hace sentirnos más orgullosos de nuestra murcianía, de nuestra devoción a La Morenica y, desde luego, es un acto que refleja y da a conocer, pues está a la vista de todos el constatar a aquellos que piensan que el fervor a la Virgen, de los cristianos, va disminuyendo, y creo que es una prueba evidente que cada vez es mayor.

P: Maruja ¿te llamó la atención ver tantos padres con sus hijos ir a dar la puntada?
R: Siempre los padres tenemos que legar y dejar el testimonio a nuestros hijos, creo que es una llamada a la sociedad, el compartir con los mas pequeños, de hacerles vivir desde pequeñitos, momentos como éste, de fervor donde cada uno los utiliza para pedir, para dar las gracias, te conmueve el estar tan cerca de esa Madre que nos protege a todos y que para los murcianos esta devoción por Ella lo llevamos como un gran legado de nuestros antecesores.

P: Maruja Pelegrín es Dama de Honor de Nuestra Señora.
R: Sí, es otro momento emocionante, es tan complicado de explicar cuando te imponen la Medalla. Esa sensación de sentirte tan insignificante como persona, y cómo puedes, en ese minuto, experimentar algo tan grande, tan importante, es una suerte el poder vivir eso y contagiar a la cantidad de personas que no saben cómo hacerlo, que se dirijan a la Presidenta, a la gente responsable de proteger a nuestra Virgen, de mimarla, que hagan lo posible por estar cerca, por llevar esa Medalla que te da una fuerza especial.

P: Maruja, nuestra Romería de septiembre es la segunda más multitudinaria de España. ¿Qué tiene nuestra Morenica que congrega a tantas personas?
R: El pueblo murciano tiene que agradecer el agua. Tantas veces hemos escuchado que sacaron a la Virgen en rogativa, por esa sequía que estamos tan acostumbrados en esta tierra. Y que la Virgen ayudó en cantidad de ocasiones. Pero también cuando miras a la Virgen a la cara, Nuestra Patrona... tiene algo especial, esos ojos, esa mirada, ¡es única!. El pueblo murciano, es un pueblo agradecido, generoso, y un pueblo de una gran devoción.
Gracias Maruja Pelegrín, por tus palabras llenas de emoción cuando hablas de nuestra Morenica, y por esa labor encomiable de tantos años al servicio de todos los murcianos/as.

Dª. Aurora Claver es Presidenta de la Corte Virgen de la Caridad de Cartagena. Ella, junto con su Directiva, se acercaron al Palacio del Almudí a dar su puntada una tarde donde los trovos de Cardoso I, Cardoso II, El Andaluz, dedicados a la Virgen, nos deleitaron a todos los presentes, con su magistral modo de improvisar, dedicándoles algunos a nuestras ilustres visitantes. Una jornada que permanece en nuestro recuerdo con cariño y que así nos lo cuenta Aurora.

Respuesta: Para nosotras, todo el grupo que estuvimos, lo vivimos con una ilusión enorme, yo me enteré por mi marido que me lo comentó, y ya os encontrabais en El Almudí, el último lugar donde se podía dar la puntada. Pensar que unas puntadas de la Virgen de la Caridad y de los cartageneros van en ese Manto de la Paz de la Virgen de la Fuensanta es algo maravilloso, por eso, me puse en contacto con vosotras y el resultado, ¡una tarde maravillosa, estupenda!

Todo un privilegio que la Corte de la Virgen de la Fuensanta nos invitara a la Procesión Claustral junto con la Presidenta de la Virgen de la Soledad de Jumilla, y a la comida de después, donde se han estrechado unos lazos de unión muy importantes. Cuando nos llamáis por algo, ahí estamos, esto es fantástico.

Sería genial podernos reunir las Damas de todas las Patronas de nuestra Región en una comida y hacer convivencia. ¡Lucía tú que tienes tantas ideas, piensa algo bonito! y aprovecho una vez más para felicitarte por tu magnífica idea.
Nosotras hacemos un boletín informativo a final de año y en él os llevasteis las primeras paginas. Contar con vuestra invitación ha sido extraordinario, muchas gracias.

D. Fernando Garrido afamado arquitecto, gran conversador, culto, amable, sencillo, muchos de sus trabajos están por toda la geografía nacional y en nuestra Región, a la que por distintos motivos está muy unido.

Pregunta: Fernando ¿es la primera vez que te piden que realices el diseño un manto?
Respuesta: Sí, es la primera vez y además encantado.

P: ¿Representó para ti un desafío el representar la Paz?
R: Desafío no fue porque siempre estoy buscando la Paz, pero ilusión sí, muchísima, sobre todo para quién iba el manto, para la Virgen de la Fuensanta.

P: Estuviste mucho tiempo pensando como reflejaría la Paz en el manto?
R: Siempre voy fijándome en los detalles, sí veía la responsabilidad que suponía hacer esos dibujos.

P: ¿Qué te parece el hecho de que tantas miles de personas dieran una puntada por la Paz?
R: Eso, en estos tiempos que estamos, me parece genial, fue una cosa extraordinaria, no he visto nunca un sitio donde tanto, tanto cariño se tenga por su Patrona, la gente se volcó. Y luego el Manto con las puntadas, algo realmente extraordinario en esta época tan rara y tan extraña que vivimos. Y que sea el único lugar en el mundo que se ha hecho una hazaña como esta, es una alegría más que me llevo.

P: Fernando, en la Catedral de Murcia podemos apreciar un detalle al subir al presbiterio hay una barandilla que da la impresión que está ahí de toda la vida.
R: Sí, ya te dije antes que siempre me voy fijando en los detalles, se iba a poner una que, a mi parecer, no quedaba muy bien con esta maravilla que es la Catedral, y siempre gracias a la amabilidad del Cabildo les enseñé un boceto y me dijeron ¡adelante!, y es la que ahora está, y sí, efectivamente es como si siempre hubiese estado incorporada ahí, que es lo que más me gusta, parece que no se ha hecho nada.

Yo también di mi puntada con una gran emoción.

Pepín Liria vino a dar su puntada por la Paz y nos comentó que tenía que dar esa puntada porque la Virgen de la Fuensanta siempre le acompañó en su carrera taurina, y en más de un capote de paseo llevó su imagen y la de la Virgen de las Maravillas. Es una gran idea, original, y conociendo a los murcianos ¡prepárate, va a faltar hilo! y sobre todo que somos pioneros, que es la primera vez que esto pasa.

La Delegación de Defensa de la Región de Murcia vino a dar una puntada por la Paz, las Damas de la Corte les recibimos afectuosamente, agradeciéndoles su visita.

Se les explicó el diseño del Manto y lo que representaba cada detalle en una mañana distendida.

El Ejercito Español vela por la seguridad de todos, en una actitud de servicio extraordinaria cuando, por desgracia, ocurre cualquier contratiempo, ahí están arriesgando su vida, siempre al servicio de España y de todos los españoles.
Personalmente los considero custodios de la Paz.

El Delegado de Defensa, Capitán de Navío D. José Ignacio Marti Scharfhausen nos dijo: «Quiero agradecer a la Corte de Honor de Ntra. Sra. de la Fuensanta la deferencia que ha tenido con nosotros para que vengamos aquí a dar nuestra puntada por la Paz. Ha sido un honor presidir esta pequeña puntada, aunque tengo que reconocer que mi destreza con la aguja ha sido bastante regular. No soy un buen costurero».

«Quiero agradeceros, sobre todo, la idea tan feliz de proporcionar entre todos un buen Manto a la Virgen. Y, luego, la oportunidad, de que este Manto sea conocido por todos los murcianos/as, por todos los españoles, y todos los que vengan a verla, como un Manto por la Paz. Creo que es importante, todos los españoles, civiles y militares, queremos la Paz, y que todos vivamos en cordialidad todo el tiempo, y volver agradecer esta oportunidad que me brindáis, y poder aportar nuestro granito de arena en esta magnifica idea».

José Fernando Espinosa Celdrán, peluquero de Nuestra Señora, nos cedió gentilmente una réplica preciosa de la Virgen de la Fuensanta realizada por los hermanos Cava, con el fin de que presidiera el lugar donde nos encontrábamos vistiéndola con diferentes ternos, copia de los que Ella tiene.

Pregunta: ¿Qué representó para tí que tu imagen, perfectamente custodiada, recorriera tantos museos?
Respuesta: Para mí fue un momento precioso y, además, tan autentico. Porque esto es algo que ya ha pasado a la historia. Pensar que iba a pasar toda Murcia por todos los museos donde estuvo expuesta mi imagen y el Manto que estaban bordando, eso es una cosa preciosa, tantas personalidades, tantas personas, todo el pueblo de Murcia pasó a dar su puntada.

Me parece un hecho precioso lo de la puntada por la Paz, y que todos pudiéramos dejar un sentimiento, un ruego en el manto, y saber que siempre iba a estar con la Virgen de la Fuensanta el cariño y la devoción hacia la Virgen.
Fíjate que somos los pioneros pidiendo por la Paz del mundo desde Murcia.

¡Desde Murcia! ¡pidiendo por la Paz del mundo! es algo impresionante tuviste una idea increíble, y lo has podido hacer realidad y en tu Murcia que tanto quieres.

P: Cuando la estás arreglando, ¿qué sentimiento te aflora?
R: Yo, desde el principio le tengo muchísima Fé a la Virgen, y cuando estoy con Ella en la intimidad, es una gran emoción y un sentimiento de respeto y veneración, lo hago todo con mucho respeto.

Gracias José Fernando por tus palabras y por cuidar a Nuestra Madre.

«La Vida Eterna es Posible».

«Nosotros, los mortales, logramos la inmortalidad en las cosas que creamos en común y que quedan después de nosotros». Albert Einstein.

La idea de realizar un Manto por la Paz a Ntra. Sra. la Virgen de la Fuensanta y que todo el mundo participase, dejando su petición en él, viene de hace años, en mi programa infantil 'Chavales', donde los niños/as invitaban a todos a unirse en este ruego, ¿a quién? a la mejor embajadora, la Madre de Dios, Nuestra Madre.

Por distintos motivos se fue posponiendo, tal y como relato en el libro que estoy escribiendo 'Una Puntada por la Paz', donde cuento todo lo acontecido, con fotografías, prensa, testimonios, y el ¿por qué lo haces? pregunta que tantas veces me han hecho y mi respuesta siempre ha sido por amor y gratitud.

Amor, Fé, devoción, gratitud a nuestra inmensamente guapa, la Madre de todos, la Patrona de esta bella ciudad que es Murcia, que, como dice la canción de los Parramboleros, «es donde vivo y donde quiero morir yo».

Es por ello que con asiduidad digo «para mí Murcia siempre me resulta acogedora, hermosa, la disfruto, me llena, tiene todo lo que me hace feliz. Nunca dejo de soñar y crear diferentes cosas para ensalzarla. y que conozcan su grandeza».

Mis más sinceras gracias a la Corte de Honor de Ntra. Sra. de la Fuensanta, a la cual pertenezco, a su Presidenta Dª. Pilar Cáceres Hernández-Ros, a las demás Damas de la Virgen, a Dª. Maria Artiñano de la Cierva, su camarera, a D. Fernando Garrido, que lo diseñó, al Sr. Obispo, Excmo. y Rvdmo. D. José Manuel Lorca Planes, y, muy especialmente, a nuestro Sr. Alcalde D. José Ballesta Germán, por su extraordinaria colaboración al poner en distintos Museos el gran bastidor para que toda la ciudadanía pudiese dar su Puntada por la Paz, con ellos y con la Corte de Damas, que estuvimos pendientes de todo, esto ha sido posible.

Mi homenaje a los chavales va con este poema que escribió un niño de 11 años, David Martínez Campos,
Virgen de la Fuensanta, cuida de tus hijicos, y si puedes hacerlo desde la sierra, manda un poco de lluvia para tu tierra. Los niños murcianicos te llevamos muy dentro del corazón.

Para que nos recuerdes te vamos hacer un manto con nuestro amor, lo tejeremos así, manos abiertas , manos que dan, con destellos de luna y sabor a pan, con gotas de rocío, y olor a azahar, llevará por bordado nuestro tesoro, el amor de los niños brillante como el oro. Y para que sea alegre lo bordaremos con hilo de cariño, con muchos corazones y sonrisas de niños

Muchas gracias a todos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook