La empresa de alquiler de vehículos sin conductor, DFM Rent a Car, ha incorporado a su amplia flota de vehículos cuatro turismos Renault ZOE E-TECH eléctricos y 2 furgonetas Renault Kangoo Maxi Z.E. Esta adquisición se ha realizado en colaboración con el Concesionario Renault en Murcia, Herrero y López Grupo Marcos.

Estos vehículos suponen una apuesta por la movilidad sostenible. Una de sus grandes bazas es que permiten la movilidad urbana sin límites, pudiendo acceder a zonas urbanas restringidas por el tema emisiones. Además, podemos destacar su cómoda conducción gracias a la ausencia de ruidos, olores y vibraciones.

Con respecto al Renault ZOE E-Tech encontramos un eléctrico con 400 km de autonomía que, gracias a su cargador camaleón, puede estar totalmente recargado en poco más de una hora en un punto de carga público. Es un vehículo eléctrico perfecto para el día a día.

DFM se ELECTRIFICA

Si hablamos de la Renault Kangoo Maxi Z.E., encontramos un vehículo con 230 km de autonomía, lo que la convierte en la furgoneta eléctrica con mayor rango del mercado. Este tipo de furgoneta es muy práctica, sobre todo, para el reparto de última milla en centros de ciudad.

Con esta adquisición, DFM Rent a Car continúa reforzando su compromiso para con el medio ambiente y la sostenibilidad, al mismo tiempo que actualiza y moderniza una flota de más de 1.000 vehículos. “Uno de nuestros principales propósitos es el de ofrecer siempre lo último en tecnología a nuestros clientes, y con la incorporación de estos vehículos no sólo cumplimos con dicho cometido, sino que además seguimos adelante con nuestra estrategia de protección al medio ambiente”, señala el director de DFM Rent a Car, Damián Martinez.

La empresa de alquiler de vehículos sin conductor lleva más de 13 años apostando por una movilidad respetuosa con las generaciones futuras y el medio ambiente, así como por mejorar la calidad de vida actual. Es por ello que están potenciando su línea de vehículos de combustibles alternativos, a gas y eléctricos, con la que se promueve el proceso de descarbonización. Asimismo, la antigüedad máxima de la flota de DFM Rent a Car es de 3 años, por lo que siempre ofrecen lo último en tecnología de emisiones.