26 de junio de 2020
26.06.2020
La Opinión de Murcia
Play off

El rocoso Atlético Baleares, rival del Cartagena en la final por el ascenso

El sorteo pone al conjunto balear en el camino de los albinegros en un partido que se disputará el domingo 19 de julio en el estadio de La Rosaleda

25.06.2020 | 23:31
El rocoso Atlético Baleares, rival del Cartagena en la final por el ascenso

Ya no hay vuelta atrás. La suerte está echada y solo queda centrarse en preparar el partido que puede cambiar el futuro del Fútbol Club Cartagena. El azar ha puesto en el camino de los albinegros al Atlético Baleares de Mánix Mandiola en la fase de ascenso que tendrá lugar en menos de un mes en tierras andaluzas. La Rosaleda será el escenario de un encuentro que se disputará el domingo 19 de julio y en el que el Cartagena puede hacer historia.

Así lo ha decidido la suerte en un sorteo en el que los otros dos líderes –Castellón y Logroñés– se verán las caras un día antes y en el que el Yeclano tendrá como primer rival a la Cultural y Deportiva Leonesa. En esa primera ronda también se jugarán los partidos Ibiza-Cornellá, Marbella-Peña Deportiva, Barça B-Valladolid Promesas, Athletic Club B-Badajoz y Sabadell-Atlético de Madrid B. El Cartagena ascenderá si gana un partido donde habrá prórroga y penaltis en caso de empate. En caso de derrota tendrá que ir a la repesca y ganar dos eliminatorias para dar el salto de categoría.

Una roca como último obstáculo

Tras varios años consecutivos tratando de conseguirlo, el último peldaño para que el ascenso a la categoría de plata se consume no es nada fácil de escalar. El Atlético Baleares se pone enfrente del Cartagena en una lucha a vida o muerte para llegar al fútbol profesional. El conjunto dirigido por Mánix Mandiola es un equipo duro y rocoso, de esos a los que es difícil buscarles las cosquillas y 'meterles mano'. Terminó en lo más alto de la tabla del grupo I con 58 puntos, dos más que su inmediato perseguidor. Ha sido el segundo de los cuatro líderes que probablemente haya terminado ahí de forma más relajada, ya que se puso en cabeza en la jornada 23 y ya no se bajó de ese escalón. Comenzó la temporada teniendo que hacer frente a un cambio de grupo al que es habitual al suyo por la reestructuración que la RFEF tuvo que llevar a cabo para cuadrar a todos los clubes. Los de Mánix Mandiola empezaron la liga como un tiro ganado diez de sus primeros once encuentros, lo que le sirvió para ponerse arriba desde el principio, y aunque después no pudieron continuar con esa trayectoria inmaculada sí que mantuvieron una dinámica positiva. A pesar de ello, las dos últimas jornadas que se disputaron cuentan por derrotas –ante el Sporting de Gijón B y la UD Ibiza–, algo que reafirma los buenos resultados que habían cosechado con anterioridad para, aun así, terminar líderes.

Y es que se trata el conjunto balear de un equipo que tiene jugadores de mucha calidad dirigidos por un entrenador que saber sacar el máximo rendimiento de cada uno de ellos. Con un bloque sólido desde el año pasado, en la plantilla destacan jugadores como el goleador Gabarre (15 tantos y segundo máximo goleador de la categoría) o el mediocentro Villapalos al que muchos colocan en una superior categoría. Además, es un equipo que ya fue líder la temporada pasada y que tiene reciente la experiencia del play off, donde cayeron derrotados frente al Racing de Santander. Después de eliminar en segunda ronda al Melilla, se quedó a las puertas cayendo ante el Mirandés y que como el propio Belmonte comentaba tras el sorteo, al igual que el Cartagena –hace dos años- se quedaron a un solo gol de subir a la Liga SmartBank.

Borja Jiménez contra Mandiola

El duelo por el ascenso no solo estará en el campo. Los banquillos tendrán una gran importancia en la eliminatoria entre ambos conjuntos y los entrenadores serán, por supuesto, los actores principales. Además, no es la primera vez que Borja y Mandiola coindicen en un rodaje de este calibre. Apenas tenemos que remontarnos un año para encontrar en duelo entre el abulense y el vasco en una eliminatoria –nada más y nada menos- que por un ascenso. Fue en la tercera ronda del play off de la temporada pasada, a la que lo entonces dirigidos por Borja accedieron tras ganar las dos primeras. En la ida se hicieron con la victoria en Anduva por 2 a 0, mientras que en la vuelta los isleños estuvieron cerca de darle la vuelta imponiéndose 3-1, resultado que le sirvió a Borja para lograr el ascenso. Este año será a partido único, pero ambos técnicos se vuelven a ver las caras en el momento más decisivo de la temporada. Mandiola y el Atlético Baleares tienen ganas de revancha con el míster albinegro.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes