La Región de Murcia suele marcar tendencia cada año en el cultivo de melón en España, una producción global a la que aporta hasta el 50% de la misma y gran parte de las exportaciones a terceros países. Este año se han plantado 4.600 hectáreas en la Comunidad, la gran mayoría en el Campo de Cartagena, y es en esta comarca donde las dudas iniciales casi echan para atrás los buenos datos de otros años. 

Los agricultores quieren, más que prevén, tener una campaña rentable tanto de melón como de la poca sandía que se cultiva. Vicente Carrión, responsable de COAG en el Campo de Cartagena, señala que las limitaciones que impone la Ley del Mar Menor a las explotaciones agrarias de la cuenca vertiente de la laguna casi rompen el ánimo de los productores, que no estaban muy convencidos este año de plantar la misma superficie que en campañas pasadas.

Antes de todo, las intensas lluvias del pasado año, entre los meses del marzo y abril, dieron problemas a la hora de la siembra, y más teniendo en cuenta las delicadas condiciones de cultivo de esta variedad. Este año los productores esperaban no tener las mismas barreras pero, como señala Carrión, las restricciones a los cultivos (que varían según la distancia con el Mar Menor) y las medidas urgentes de la Confederación Hidrográfica del Segura para proteger el acuífero cuaternario, «ha generado desánimo». 

No es la primera cosecha que sale adelante desde que se aprobó la ley de recuperación de la laguna, pero este año influye también el factor de la disponibilidad de agua, el recorte de los caudales que llegarán por el Trasvase desde el Tajo o también las inspecciones de la Consejería o la CHS a las parcelas, señala el representante agrario. «Pensábamos que iban a ver pocas plantaciones, pero al final se ha utilizado mucho terreno, deseamos que el año sea bueno». 

Mercados europeos y el clima

El síntoma de que esta campaña será buena a nivel de ventas y exportación se puede encontrar en el clima de estos meses y el que está por llegar, una buena señal para que el consumo de melón se dispare por ser una fruta que refresca más que otras. El primer melón que sale al mercado en toda España es el de la Región de Murcia, antes que el de Castilla-La Mancha, y en concreto la variedad ‘piel de sapo’, aunque se cultivan otros como ‘amarillo’, ‘galia’, ‘cantalupo’ y ‘piel de sapo’.

El valor de las exportaciones del pasado año en la Comunidad superó los 143,2 millones de euros. Los principales receptores del melón murciano son Alemania, que recibió el último año cerca de 49.000 toneladas; Francia, con casi 42.000; y los Países Bajos, con algo más de 31.000 toneladas. Aunque Carrión también recuerda que el consumo nacional de melón es importante. 

La superficie destinada al cultivo del melón en la Región fue en 2022 de algo más de 4.600 hectáreas y la producción de cerca de 172.000 toneladas. El 97% de la superficie de melón se encuentra al aire libre, y el 3% restante bajo invernadero. El grupo de melón de piel lisa ocupa el 55% de la superficie.