Lo Pagán tiene desde hace unas semanas una nueva oferta gastronómica, Belich Gastrobar, situado a escasos metros del mar, con una soleada terraza y agradable interior. El local es la nueva apuesta de dos socios murcianos, propietarios ya de dos restaurantes en la capital, El Rincón del Fontes, situado en el entorno de la Catedral, y Acuarela by Fontes, en la plaza del Museo de Bellas Artes. Mario Carreres y José Jiménez han decidido ahora comenzar una nueva etapa, esta vez, algo más lejos de su zona de confort. A este proyecto se les unen Patxi Rubio, jefe de cocina de Acuarela by Fontes, Paula Maestro, encargada de El Rincón del Fontes, y Enrique Albaladejo, residente de la zona y con experiencia en la hostelería a través de negocios familiares.

Manteniendo las principales premisas de la empresa, como son comida casera y servicio cercano, la oferta gastronómica de este nuevo local, a pesar de ser fiel a sus orígenes, resulta algo más arriesgada e innovadora. Como explican los socios, mantendrán «la esencia y el estilo» del tapeo surgido en el Rincón del Fontes con Mario Carreres, que más tarde evolucionó a las raciones ofrecidas en Acuarela. A esto se le une la experiencia obtenida a lo largo de la carrera como cocinero de Patxi Rubio, pudiendo ofrecer así platos más elaborados.

Este nuevo local incluye en su carta tapeo y raciones, pescados y parrilladas de carne de una gran calidad, comida ‘Street Food’ que incluye platos de diversas culturas, o las hamburguesas de estilo inglés y americano, sin olvidar las propuestas veganas.

El restaurante, que alude al nombre escogido por los antiguos romanos para ‘Mar Menor’, es el resultado de mucho trabajo y paciencia, pues la idea de llevar a cabo este proyecto surgió antes de la pandemia. Los socios murcianos idearon convertir un local que frecuentaban jóvenes bajo la denominación de Válgame Rock en una nueva oferta gastronómica. Son varios los elementos que se han reciclado de ese local a los que se han unido nuevos que aportan un estilo totalmente diferente, como una llamativa barra, una de las piezas principales de Belich.