27 de noviembre de 2018
27.11.2018
La Opinión de Murcia
Sucesos

Los ladrones se montan su 'Black Friday' en una decena de localidades de la Región

Emergencias gestiona solo en el fin de semana más de una veintena de asuntos por robos en casas y comercios

27.11.2018 | 04:00
Uno de los coches robados en Murcia y recuperados por la Policía.

Vecinos de Ricote se están planteando poner sus viviendas en venta si siguen los asaltos

El Centro de Coordinación de Emergencias de la Región de Murcia gestionó este pasado fin de semana un total de 21 asuntos relacionados con robos en viviendas, informan desde el 112. En concreto, donde hubo más asaltos fue en Murcia (8), le sigue Cartagena (3) y Fuente Álamo (3). También hicieron su agosto los amigos de lo ajeno en San Javier, Mazarrón, Librilla, Blanca, Puerto Lumbreras y Las Torres de Cotillas.

En Fuente Álamo, por ejemplo, los tres asaltos fueron en el casco urbano, confirmó el alcalde, Antonio Jesús García. El primero se produjo el sábado por la tarde: entraron en un pequeño almacén y se llevaron una radial, un taladro y otras herramientas. Al día siguiente, domingo, hubo dos robos más: uno sobre las nueve menos cuarto de la noche y el otro sobre las nueve y veinte. Ambos, por escala. Al parecer, detalla el regidor, los amigos de lo ajeno treparon por una farola y desde allí entraron a dos viviendas que, en aquel momento, estaban vacías.

En el primer domicilio no se llevaron nada, en apariencia. Cuando regresaron sus moradores, se encontraron todo revuelto, pero no echaron en falta pertenencias. En el segundo robaron una tele.

Después de que los vecinos lo solicitasen por escrito, el Ayuntamiento se está planteando cambiar el sistema de anclaje de la farola en cuestión para evitar dar facilidades a los ladrones, manifestó el alcalde a LA OPINIÓN.
Donde los cacos llevan días haciendo su agosto es en Ricote. Ya son 14 las viviendas asaltadas, siempre de madrugada. «Han arrancado el marco y todo con un cincel y un martillo», dice Enrique, vecino afectado, que celebra «que tengo alarma, porque saltó y salieron corriendo». «No podemos descansar por pensar en lo que está pasando», dice Matías, otro de los residentes. «Si me entran otra vez, pongo la casa en venta», apostilla otro vecino. El alcalde de la localidad, Celedonio Moreno, apela «al apoyo de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado» para intentar atajar este problema.

En Murcia, asimismo, la Policía Local de Murcia arrestaba a un hombre de 48 años cuando presuntamente intentaba apoderarse de diverso material en un restaurante en Santo Ángel.

«Me llamaron de la central de alarmas. Los policías vinieron súper rápido, al mismo tiempo que yo, y lo cogieron rápido», dice el dueño, Francisco Moreno. Dentro del inmueble se apreciaban diversos daños en puertas y en la máquina expendedora de tabaco.

Lo hacía público la Policía Local de Murcia en su cuenta de Twitter: «La Unidad de Barrios y Descentralización recupera dos vehículos sustraídos el viernes y este domingo en Murcia y Espinardo, realizándose gestiones para informar a sus titulares de la recuperación de los mismos». Y dos fotos de los coches.

Algo parecido pasaba en la localidad de Ceutí. El sábado por la noche los ladrones entraban en una de las viviendas del municipio. Para hacerlo, rompían una ventana. No había personas dentro de la casa en aquel momento. Los cacos únicamente se llevaron las llaves del coche, un Seat Inca.

Los afectados pusieron la denuncia el domingo por la mañana en el cuartel de la Benemérita de Molina de Segura.

Ayer, lunes, agentes de la Policía Local de Ceutí localizaba el vehículo robado. Estaba abandonado en una zona de huerta. En perfecto estado, tal y como explican fuentes policiales.

En Lorca, por otro lado, también están robando coches. Y es que el viernes por la noche unos ladrones entraron en la vivienda de una familia que reside junto al Camino de Cartagena de La Tercia. Se llevaron un Volkswagen Passat de color blanco que aún no ha aparecido, informa Francisco Gómez.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook