10 de noviembre de 2020
10.11.2020
La Opinión de Murcia

Implantada con éxito por primera vez una biomembrana antitumoral en el Hospital de Sant Pau de Barcelona

Se coloca sobre el lecho quirúrgico tras extraer un tumor y libera dosis de un fármaco quimioterápico

10.11.2020 | 16:10
José Antonio Tornero sostiene la biomembrana CEB-01

Cebiotex, empresa biotecnológica derivada del Hospital Sant Joan de Déu de Barcelona y la Universidad Politécnica (UPC), ha implantado con éxito por primera vez una biomembrana antitumoral a un paciente del Hospital de la Santa Creu i Sant Pau de Barcelona.

Según han informado fuentes de Cebiotex, la biomembrana CEB-01, que está fabricada a partir de nanofibras biocompatibles y bioabsorbibles, se implanta sobre el lecho quirúrgico después de la extracción de un tumor y libera altas dosis de un fármaco quimioterápico con el objetivo de eliminar restos de células tumorales que hayan podido permanecer en él.

La intención del tratamiento es mejorar el pronóstico de los pacientes y disminuir los efectos secundarios de la quimioterapia, y sobre todo los de la radioterapia en el cáncer infantil.

El Coordinador del Programa de Cirugía Oncológica del Hospital Sant Joan de Déu, Lucas Krauel, asegura que "la membrana CEB-01 abre las puertas para una oncología pediátrica mucho más efectiva".

Cebiotex ha lanzado una ronda de inversión para captar 1,6 millones de euros con el objetivo de financiar la segunda fase clínica del tratamiento, que consistirá en implantar CEB-01 en 21 pacientes adultos con sarcoma de tejidos blandos en el Hospital de Sant Pau y, posteriormente, iniciar los estudios clínicos con pacientes oncológicos pediátricos en el Hospital Sant Joan de Déu.

Según afirma Joan Bertran, fundador y director ejecutivo de Cebiotex, "la membrana CEB-01 ofrece una opción de tratamiento local intenso durante el período en el que no se puede administrar ninguna otra terapia, hasta cuatro semanas después de la cirugía".

Cebiotex fue creada en 2012 como resultado de la interacción entre investigadores del Instituto de Investigación Textil y Cooperación Industrial de Terrassa (INTEXTER) de la UPC y el Hospital Sant Joan de Déu.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook