13 de marzo de 2020
13.03.2020
La Opinión de Murcia
Coronavirus

Un 'finde' sin cultura en la Región de Murcia

Conciertos, representaciones y actividades de toda índole en teatros, auditorios y salas privadas quedan aplazados o directamente cancelados por el coronavirus

13.03.2020 | 04:00
Un 'finde' sin cultura en la Región de Murcia

A comienzos de semana, el Ministerio de Sanidad aconsejó a la Región de Murcia –así como al resto de comunidades– la cancelación de eventos que congregaran a más de mil personas. El #MurciaSeMueve, que tenía previsto celebrarse esta tarde en el Auditorio Murcia Parque, y el festival Marearock, que iba a recibir mañana a un buen puñado de bandas en La Fica, fueron los primeros en caer. También los conciertos de Izal en el Cuartel de Artillería programados para los días 20 y 21 de este mes.

La medida, por supuesto, respondía al plan de contención del coronavirus, pero, con el paso de las horas, el crecimiento exponencial en el número de positivos ha obligado al Ejecutivo de Fernando López Miras a endurecer las restricciones, hasta tal punto de que, a última hora del miércoles, el presidente popular anunciaba la prohibición de actos que superaran el medio centenar de aforo, y, con ello, la práctica cancelación de todo tipo de conciertos y representaciones durante, al menos, este fin de semana. Así, José Ballesta, alcalde de Murcia, respondía poco después con la «paralización» de la programación prevista en auditorios y teatros municipales hasta el 20 de abril, mientras que el Ayuntamiento de Cartagena confirmaba ayer por medio de una nota de prensa la «suspensión o aplazamiento» de todas las actividades organizadas hasta el 31 de marzo y dependientes de la Concejalía de Cultura.

Conciertos

Estas medidas han supuesto, por ejemplo, la cancelación de los diferentes conciertos que había previstos para fin de semana dentro del programa del recién estrenado Murcia Jazz Festival, empezando por el Clarence Bekker en el Teatro Circo –que debía haberse celebrado ayer– y siguiendo por el de Felix Schneider en Jazzazza Jazz Club, Zoot Suiters en Guadalupe y Dan Barrett en la Plaza de la Universidad. Tampoco podrá seguir adelante con su programación el Microsonidos, que aplazó ayer todos los directos previstos hasta el 28 de mes, lo que, evidentemente, ha afectado a las salas privadas de la capital del Segura. Algunas como la Musik ha cerrado hasta nuevo aviso; otras, como Garaje Beat Club y La Yesería, han apostado por anular todas sus actividades, mientras que las redes sociales de la REM fueron ayer un goteo constante de aplazamientos. Por tanto, actuaciones como la de Shinova –con todo vendido en GBC–, Hidrogenesse, Despistaos y Los Majaretas del Planeta, entre otras, tendrán que buscar acomodo cuando la situación se estabilice. También las del Flor Cieza Festival, entre ella la esperada visita de Ketama al Teatro Capitol, que iba a tener lugar esta misma noche.

Teatro

Por otro lado, el cierre de los teatros y auditorios en prácticamente todas las localidades de la Región va a privar a los aficionados de disfrutar –al menos de momento– de, por ejemplo, El desguace de las musas, de La Zaranda, en el Romea. También del espectáculo de danza Play, de la compañía Aracaladanza, y de Chouspeare 2.0, un show con el que el actor y cómico murciano Javi Chou quería celebrar sus veinte años en la profesión; ambos, dentro de la programación del TCM. Otro humorista de prestigio, Enrique San Francisco, tendrá que esperar para hacer reír al Nuevo Teatro Circo de Cartagena con Pesadilla en la comedia; también el dramaturgo murciano Fulgencio M. Lax para presentar en ese mismo escenario su obra Háblame. El Villa de Molina, que tenía agendado este fin de semana el musical Heaven, de Vita Brevis, tampoco abrirá al público; igual que el Guerra de Lorca, que iba a acoger una nueva representación del espectáculo ABBA live TV.

Cine

Al cierre de esta edición, las salas comerciales de cine en la Región no habían anunciado medidas especiales para garantizar la seguridad de sus usuarios y empleados, pero en varios puntos del país se ha optado por restringir el aforo. Más firmes se han mostrado en la Filmoteca de Murcia –de titularidad pública–, que permanecerá cerrada hasta el 1 de abril; una decisión que ha obligado a aplazar la novena edición del Festival de Cine Fantástico Europeo de Murcia, Sombra, que tenía previsto comenzar la semana que viene pero que esta noche iba a inaugurar una exposición colectiva en el Café de Ficciones y, mañana, iba a invadir la Plaza de la Ciencia del Barrio del Carmen con su evento Cine Car 2020.

Museos y otros

Por último, la gran mayoría de los museos de la Región mantendrán sus puertas abiertas mientras no se endurezcan las medidas adoptadas por la Comunidad y sus respectivos ayuntamientos. Eso sí, se han cancelado todas las actividades previstas y el personal de los diferentes espacios se encargará de limitar las visitas a sus salas. También han paralizado sus agendas la Fundación Cajamurcia y la Fundación Caja Mediterráneo, y, obviamente, los centros educativos –incluidas universidades– tampoco seguirán en marcha con sus agendas.

Se espera, por tanto, un fin de semana con la cultura en 'cuarentena'. Eso sí, no todo está perdido para quienes decidan quedarse en casa hasta que amaine la tormenta. Siempre quedarán esa pila de libros que aguanta sobre la mesilla de noche, aquellos discos pendientes de escuchar y, por supuesto, las plataformas de streaming.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas