FC Cartagena

El doble pivote, a la mitad

Quique Rivero, el jugador más creativo del FC Cartagena, seguirá siendo baja para medirse este domingo al Melilla por unas molestias en el pubis - A su favor, Víctor podrá contar con Sergio Jiménez, recuperado de su esguince de tobillo

18.12.2015 | 04:00
Quique Rivero se perderá otro partido por lesión.

El FC Cartagena echará el domingo el cierre al 2015 con el último partido del año. Al Cartagonova llegará el Melilla en un encuentro marcado en rojo después de la derrota cosechada la pasada jornada frente al Real Murcia en Nueva Condomina. Un duelo importante en el que Víctor Fernández seguirá contando con la ausencia de Quique Rivero, su jugador más creativo. Por suerte para el técnico albinegro, quien no se perderá el choque es Sergio Jiménez, quien ha estado entre algodones durante toda la semana por el esguince de tobillo que sufrió en el compromiso ante el líder y que le obligó a retirarse del césped en la segunda mitad. De esta manera, Víctor seguirá contando con el cincuenta por ciento de su pareja titular en el centro del campo, como ya ocurrió la semana pasada.

La de Quique Rivero es una ausencia importante para los intereses albinegros. Ayer volvió a entrenar al margen de sus compañeros y, según los mejores pronósticos, Víctor deberá esperar al primer partido del próximo año y último de la primera vuelta ante el San Roque de Lepe en tierras onubenses (3 de enero) para contar con su presencia y poder tirar de él en las alineaciones.

El centrocampista cántabro ya se cayó de la convocatoria el pasado domingo por unos problemas de pubis y el equipo se resintió. Echó en falta su juego y su fútbol. Con su baja, los albinegros perdieron mucho control del balón, ya que Rivero es el futbolista con más creación del equipo y el que canaliza el juego desde su desmarcación. Una circunstancia que aprovechó el Real Murcia para generar peligro desde la posesión en el centro del campo y que acabó asfixiando a los albinegros en defensa, especialmente a raíz del descanso. Ante el Melilla tampoco estará y Víctor deberá meditar si sigue apostando por Jorge Luque como titular o si da una nueva oportunidad a Pepe Palau, un jugador de características más similares a las de Rivero, pero que de momento no goza de la confianza total del entrenador albinegro.

El que a priori no tendrá problemas para jugar ante el Melilla es Sergio Jiménez. El centrocampista de Los Belones, cuya renovación por la entidad albinegra parece cada vez más lejana, sufrió ante el Real Murcia un leve esguince de tobillo del que todo hace indicar que se recuperará completamente antes del partido del domingo. Ayer se realizó una prueba y desde el cuerpo técnico se confía que entre hoy y mañana pueda reincorporarse al grupo y estar en condiciones de jugar el último encuentro del año. A pesar de que el canterano no está ofreciendo su mejor versión en las últimas semanas, Víctor es consciente de su importancia dentro del esquema para el equipo y, si se encuentra disponible, no tendrá problemas en jugar.

Otro que se ha recuperado al cien por cien y que en cualquier momento podría entrar en las alineaciones es Gonzalo Verdú, quien ha estado fuera de los terrenos de juego cerca de tres meses por una la fractura del quinto metatarsiano del pie derecho, lesión que se produjo en el encuentro ante el Almería B del pasado 20 de septiembre. El central cartagenero se encuentra plenamente recuperado y lleva varios días entrenando al mismo ritmo que el resto de sus compañeros. Ahora necesita encontrar su mejor estado físico para volver al equipo, aunque no lo tendrá fácil, ya que tanto Moisés como Ayoze están rindiendo a un gran inivel en el centro de la zaga.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine