Kiosco La Opinión de Murcia

La Opinión de Murcia

Basura

La recogida de residuos orgánicos supondrá la compra de 1.300 nuevos contenedores

La implantación del contenedor marrón en todo el municipio de Murcia se retrasa a la espera de la concesión de tres millones de euros de los fondos europeos Next Generation

El contenedor marrón está en La Flota y en dos pedanías. Juan Carlos Caval

La implantación del quinto contenedor en el municipio de Murcia para depositar los restos de basura orgánica supondrá la adquisición de un total de 1.200 contenedores, más otro centenar que se mantendrán de reserva en stock por si hay que sustituir alguno de los que estén en funcionamiento.

Sin embargo, aún no hay una fecha exacta para que el contenedor marrón llegue a todos los barrios y pedanías de Murcia. El Ayuntamiento de la capital tiene complicado cumplir así con la promesa que hizo a final de 2021 el alcalde, José Antonio Serrano, quien se comprometió a que antes de que acabara 2022 el contenedor marrón estaría implantado en toda Murcia.

Fuentes municipales informan de que el Consistorio ha solicitado 3 millones de euros de los fondos europeos Next Generation para implantar el contenedor marrón en todo el municipio, pero este retraso se debe a que «está a la espera de respuesta de la Comunidad Autónoma».

La ampliación del servicio abrirá diez nuevas rutas de recogida con una frecuencia diaria

decoration

Una vez que ha finalizado el proyecto europeo que ha permitido desarrollar una prueba piloto de recogida de biorresiduos en el barrio murciano de La Flota, así como en las pedanías de El Palmar y La Alberca, y en el mercado semanal de La Fama, la Concejalía de Movilidad Sostenible y Limpieza Viaria ha realizado el proyecto para extender la recogida selectiva de biorresiduos a todo el municipio en dos fases.

La primera fase incluirá la instalación progresiva de 360 contenedores en la vía pública y tres rutas para su recogida. Esto será posible con los contenedores propiedad del proyecto Valuewaste, unos 55. Una vez que se incorpore la flota de vehículos se iniciaría la segunda fase con la implantación completa.

Desde el Ayuntamiento indican que para la recogida de la fracción orgánica en vía pública se necesitan 1.200 contenedores marrones de 2.200 litros de capacidad y carga lateral. De ellos, unos 50 irán destinados a dar servicio a los nueve mercados semanales que se celebran en la ciudad. Mientras que se prevé la compra de otro centenar más de stock.

En este proyecto también se han previsto las rutas de recogida. Cada una de las rutas atenderá un máximo de 120 contenedores por jornada de trabajo, por lo que se precisan diez camiones para este servicio, que tendrán una frecuencia de paso diaria.

Las cifras se duplica en un solo año

El proyecto piloto del contenedor marrón supuso el depósito de 196,9 toneladas de residuos orgánicos en 2020, cifra que llegó hasta las 388 toneladas el pasado año 2021. El barrio de La Flota, junto con ciertas calles de la pedanía de La Alberca y de El Palmar (calles Azahar y Pintor Gómez Cano, La Alberca y Calle Pintor Muñoz Barberán y Avda. Pintor Gómez Cano), fueron las zonas elegidas por ser barrios que reúnen una mayor concentración de población joven y allí se instalaron 51 contenedores.

Prevén almacenar hasta 11.000 toneladas de biorresiduos anuales

Cuando el uso del contenedor marrón esté extendido en todo el municipio, el Ayuntamiento estima recoger separadamente 11.000 toneladas al año de biorresiduos (7.300 toneladas corresponderán a la zona urbana y 3.700 toneladas a las pedanías). De esta cantidad el 10% corresponden a grandes generadores y el resto a la población en general.

En cuanto al compost producido anualmente, llegará al 30% de la cantidad recogida teniendo en cuenta un 20 % de impropios y la degradación de la materia orgánica en un 50%. Por tanto, la cantidad estimada de compost producido anualmente se estima en unas 3.300 toneladas al año.

La nueva Ley 7/2022, de 8 de abril, de residuos y suelos contaminados para una economía circular establece que los biorresiduos de origen doméstico deberán recogerse separadamente a partir de julio de 2022 en las entidades locales con población superior a cinco mil habitantes, como es el caso del municipio de Murcia.

«La prevención y gestión adecuada de la materia orgánica no sólo afecta positivamente a la gestión de residuos en general, sino que también contribuye a la gestión sostenible de los recursos, a la protección del suelo y ayuda a combatir el cambio climático. Los biorresiduos son la clave para alcanzar los objetivos establecidos en relación con el desvío de residuos de los vertederos, el reciclado, la reutilización y las energías renovables», apunta la concejala Carmen Fructuoso.

Además, afirma que «este proyecto forma parte de la Estrategia de Economía Circular impulsada por el alcalde Serrano para convertir a Murcia en un referente a nivel nacional», aunque ya partía de la anterior corporación.

Compartir el artículo

stats