29 de noviembre de 2020
29.11.2020
La Opinión de Murcia
Medio ambiente

El monte Arabí y la estepa de Yecla, amenazados por una planta solar

La construcción de esta instalación se realizaría en una ZEPA de aves esteparias al norte del Altiplano, espacio de Red Natura 2000, o al sur del famoso monumento natural yeclano

28.11.2020 | 17:59
La ZEPA Estepa de Yecla es la principal área estépica de la Región de Murcia.

El proyecto de construcción de una macroplanta solar de casi 400.000 módulos solares fotovoltaicos y con una potencia total de 160 megavatios pico amenaza diversas zonas protegidas del norte de la Región de Murcia como la Zona de Especial Protección para Aves (ZEPA) Estepas de Yecla, donde habitan aves esteparias como la avutarda, el sisón o la ganga ortega, y al Monumento Natural Monte Arabí.

La instalación de esta planta solar fotovoltaica ´El Quijote´ pretende ocupar terrenos en los términos municipales de Yecla, en la Región, y Almansa y Bonete, en la provincia de Albacete en la principal alternativa que plantea en su documento inicial, que ha iniciado el procedimiento de evaluación de impacto ambiental, que se encuentra en consulta pública en el Ministerio para la Transición Ecológica.

En dicho documento, la empresa que lideraría el proyecto, Explotaciones El Quijote S.L, justifica la implantación de esta planta, de 305 hectáreas de ocupación, ya que en la zona existe una alta demanda energética, por lo que la construcción en estos municipios de unas instalaciones que les provean de energía «permite aproximar los centros de generación de energía a los centros de consumo de la misma, reduciendo las infraestructuras de transporte necesarias, y reduciendo su dependencia energética exterior». Señala también que estas instalaciones supondrán una oportunidad de desarrollo económico en el norte de la Región y el sur de Albacete.

La ZEPA Estepa de Yecla, a la que afecta directamente las instalaciones de la planta solar fotovoltaica ya que todo el espacio previsto para las placas solares se sitúa dentro de esta zona protegida, es la principal área estépica de la Región de Murcia. La zona, perteneciente a la Red Natura 2000, posee una amplia representación de aves esteparias, entre las que destacan la avutarda, el sisón y la ganga ortega. A todas estas especies, señala la empresa, «les afecta la línea de evacuación», que conectará la planta solar con una subestación eléctrica situada en el municipio de Bonete, en Albacete, a 23,2 kilómetros. No obstante, el hábitat de estas aves «se desarrolla en campos de cultivo por lo que lo que más les afectará será la planta solar fotovoltaica» reconocen. Añaden que el sisón y la ganga ortega, así como la mayor parte de especies esteparias, «pueden desarrollar su actividad con la presencia de este tipo de instalaciones. Por tanto, el mayor impacto lo tendrán sobre especies como la avutarda».

La compañía alega además que la ZEPA no tiene un plan de gestión aprobado actualmente, «por lo que la posibilidad de la instalación de un proyecto de esta u otras características no cuenta con una legislación que lo excluya ni con unas medidas que implementar llegado el caso». El plan de gestión de la Estepa de Yecla está a la espera de ser aprobado por el Gobierno regional, al igual que el plan de gestión integral de los espacios protegidos del Altiplano de la Región de Murcia, que incluiría todas las legislaciones sobre los espacios naturales de la zona.

En la segunda alternativa que plantea la empresa para la construcción de esta planta solar, las instalaciones se llevarían a cabo al sur del monte Arabí ocupando un espacio de 380 hectáreas, un espacio mayor que la principal ubicación. La empresa especifica que esta ubicación tendría menos afección sobre la Red Natura 2000 dado que la parcela no se encuentra dentro de un espacio protegido, pero tendría impacto sobre el Monumento Natural Monte Arabí al situarse en las parcelas agrícolas al sur de la montaña, así como al ámbito de protección del Plan de Recuperación del Águila Perdicera.

El proyecto es "una aberración"

La Asociación Naturalista para la Investigación y Defensa del Altiplano (Anida) considera este proyecto «una aberración» y esperan que en un corto periodo de tiempo se aprueben los planes de gestión de estos espacios de la comarca norteña para lograr una protección ambiental completa. La tercera alternativa al proyecto de la compañía supondría la instalación de la planta en el municipio albaceteño de Corral-Rubio, donde apenas tendría afección sobre espacios protegidos de forma directa o indirecta, señala el biólogo Julián Castaño, secretario de Anida, por lo que cree que tanto el proyecto principal que plantean como la segunda alternativa, por su impacto negativo sobre el medio natural, se echarían para atrás y saldría adelante la tercera alternativa si tiene el visto bueno de Castilla La Mancha. Sin embargo, la compañía defiende que el proyecto principal de la planta solar es el que menos daño medioambiental ocasionaría.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook