02 de mayo de 2019
02.05.2019
La Opinión de Murcia
Baloncesto. UCAM Murcia CB

El genio que frotó su lámpara en Murcia

Facundo Campazzo regresa esta noche al Palacio en su mejor momento con el Real Madrid para medirse al UCAM CB

01.05.2019 | 20:59
Campazzo posa para LA OPINIÓN en el Teatro Romea durante una entrevista.

El argentino es el máximo asistente histórico del UCAM en la Liga ACB. Facundo Campazzo pisará esta noche el parqué del pabellón murciano con el Real Madrid tras disputar su último partido en la capital del Segura en mayo de 2017. El base, que estuvo cedido en el UCAM CB por el conjunto blanco durante dos temporadas, vuelve tras convertirse en el mejor jugador de la ACB en el mes de abril.

Desde bien pequeños nos cuentan que los genios son capaces de conceder tres deseos. Lo que nunca nos dicen es que ellos también los tienen. El último que llegó a Murcia fue para ayudar al equipo a codearse entre los grandes de la Liga ACB. Y acabó disputando el play off por el título en su primera temporada. También quería convertirse en el base más completo. Y hace unos días guió al Real Madrid hasta una nueva Final Four de la Euroliga, la sexta con Pablo Laso de entrenador. La magia de Facundo Campazzo regresará esta noche al Palacio de los Deportes (21.00 horas, Movistar+) dos años después, aunque no será con la camiseta del UCAM Murcia CB.

Fue el 10 de mayo de 2017 cuando el argentino disputó aquí su último partido. La afición murciana esperó a que los jugadores volviesen a salir de los vestuarios, pese a caer contra el Unicaja, para festejar una temporada que se consiguió enderezar a tiempo escapando de la zona baja de la clasificación y consiguiendo otro billete para Europa tras su estreno en la Eurocup. Una despedida en la que ya se intuía que Campazzo regresaría al Real Madrid, sobre todo porque ya había regalado un año más de fantasía a esos seguidores al prolongarse su cesión por parte del conjunto blanco en el verano de 2016 y dejaba de ocupar ficha de extracomunitario por años de residencia en nuestro país. Una pequeña intervención en su rodilla la pasada temporada impidió el regreso del jugador argentino a Murcia pese a sus esfuerzos por acortar plazos en la recuperación. Pero es que, además, la primera vez que se enfrentó al UCAM en Madrid -tras su paso por la capital del Segura- tuvo que retirarse del encuentro a los pocos minutos al sufrir un mal giro en su tobillo.

Así pues, tras el duelo de la primera vuelta, en el que el los de Pablo Laso se impusieron en el WiZink Center (80-74), el conjunto universitario tratará buscar esta noche un triunfo vital en la lucha por la permanencia frente al base que firmó dos de las mejores campañas de la historia del club. El argentino llegó a Murcia como Campazzo y se marchó como 'Facu'. Su electricidad, imaginación y talento sobrepasó los límites de la pista hasta contagiar a unos aficionados que disfrutaron durante muchas jornadas - y muy pocas padecieron- del diamante que se estaba puliendo en el Palacio. De hecho, sus exhibiciones sobre la pista, que llevaron a convertirse en el mejor asistente del club en tan solo dos años (380), provocaron que varios ojeadores de la NBA visitasen Murcia.

Alegre, jovial, competitivo y luchador. A sus cualidades innatas le ha añadido estas dos últimas temporadas en el Real Madrid una madurez a su juego que le está permitiendo deslumbrar a todo el baloncesto europeo y liderar a la nueva generación argentina. Nada más regresar tras su experiencia en el UCAM, pasó el primer examen al asumir más protagonismo del esperado junto a Luka Doncic tras la grave lesión de rodilla de Llull. Y este año, con el esloveno poniendo patas arriba la NBA con los Dallas Mavericks, la magia del argentino está permitiendo al Real Madrid no fallar a ninguna cita de las grandes noches.

«Campazzo tiene unas características propias que le hacen ser un jugador muy importante. Apostamos por él hace cinco años», decía su entrenador, Pablo Laso, recientemente sobre el exjugador universitario. La pizarra del técnico vitoriano se une a las de Fotis Katsikaris y Óscar Quintana durante su paso por la ACB. Precisamente, el entrenador griego, ahora técnico ayudante de Utah Jazz en la NBA, le definió hace unos meses como un base «cuchillo» tras un partido el pasado curso. «Se le ve más maduro, los años en el UCAM fueron buenos para él y ha encontrado el equilibrio que necesita como jugador para ser un base referencia. Es un estilo cuchillo, muy vertical, con una buena defensa y que puede compartir juego», decía Katsikaris cuando dirigía al Iberostar Tenerife.

Del UCAM que dejó tan solo quedan Ovie Soko, Sadiel Rojas y Alberto Martín; junto a Dino Radoncic, con el que compartió vestuario el pasado año en el Real Madrid. Cuando salte al Palacio lo hará al escenario en el que firmó decenas de 'highlights' que ahora recuerdan las redes sociales. El 'truco' a Nachbar, las eliminatorias de play off ante el Madrid, pases por la espalda, la canasta ganadora ante el Joventut, varios triples y algún mate. Todo eso junto a un manejo de balón que solo algunos genios podrían conceder como tercer deseo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook