14 de enero de 2019
14.01.2019
UCAM Murcia CB
UCAM Murcia9196Iberostar Tenerife

Urtasun no corta la hemorragia

El UCAM Murcia cae ante el Iberostar Tenerife después de dos prórrogas en el Palacio y agrava su crisis de resultados hasta coquetear con los puestos de descenso

13.01.2019 | 23:22
Urtasun no corta la hemorragia

El jugador navarro, en su rol como base, firma sus mejores números en la Liga ACB.

El UCAM Murcia CB lleva semanas intentando taponar una herida que no deja de sangrar. Por más empeño que le ponga para que cicatrice rápido, se vuelve a abrir. Ya acumula cinco derrotas consecutivas en la Liga Endesa, con la sufrida ayer ante el Iberostar Tenerife (91-96), y la zona de descenso ha pasado de convertirse de amenaza a una realidad. Lo más preocupante es que el conjunto universitario empieza a dar muestras de haber tocado techo en su juego. Y eso que las incorporaciones de Dino Radoncic y Luka Mitrovic, que ayer tuvieron sus primeros minutos, permitirán darle otro aire al equipo. Sin embargo, se ha metido en un lío que nadie esperaba, cada victoria en el casillero comienza a ser un tesoro y el calendario ya ahoga cuando resta una jornada para que finalice la primera vuelta.

Que el UCAM sufre con el balón en su poder y desaprovecha sus visitas al tiro libre (63%) no supone descubrir nada nuevo, y ayer un 'volantazo' de Javier Juárez parecía que podía paliar la situación. Y es que el entrenador universitario apostó de salida por Askia Booker en el quinteto, en lugar de Charlon Kloof, como viene siendo habitual, y acabó reconvirtiendo en base a un Álex Urtasun que superó sus propias marcas en la ACB con 22 puntos y 7 asistencia; y al igual que hace un año en la eliminatoria de la Champions League, aunque en esa ocasión por la lesión de Hannah, el jugador navarro se convirtió en la mejor baza para perforar a la defensa del equipo tinerfeño.

Pero cuando el UCAM había hecho lo más difícil, lo tiró todo por la borda. A falta de cuarenta y seis segundos para el final, los universitarios desaprovecharon una ventaja de seis puntos con un triple de Abromaitis y un segundo de Beirán tras un lanzamiento fallido de Urtasun. La duda sobre si cometer falta o no, para mandar al Iberostar Tenerife al tiro libre y contar con la última posesión con un punto de ventaja, se apoderó de los jugadores del cuadro murciano. Juárez afirmó al término del choque que ordenó hacer la infracción, y que Brad Oleson le aseguraba que había cometido falta. Pero, por unas cosas o por otras, la casa se quedó sin barrer y el Iberostar Tenerife se llevó un triunfo que se decidió después de dos prórrogas. De hecho, en la primera, los universitarios también contaron con el último lanzamiento para romper su mala racha como local -tres derrotas consecutivas- pero el tiro de media distancia de Soko, no siendo uno de sus puntos fuertes, no entró.

Dos 'bolas' de partido con las que quizá no se contaban después del arranque del encuentro. Y es que en el primer minuto y medio los universitarios cometieron tres faltas y no pudieron impedir que el Iberostar Tenerife consiguiera su primera ventaja en el marcador con los puntos de Iverson y Abromaitis (2-11). Los problemas en ataque eran palpables y, con las rotaciones, los problemas ofensivos no se solucionaron. El equipo murciano circulaba el balón lento, sus movimientos era muy predecibles y no era capaz de elegir la mejor opción de tiro ante un conjunto tineferño que en la pista contraria sabía sacar partido a sus posesiones tras un triple de Bassas y un mate de Niang. El UCAM intentó recortar la distancia en los primeros diez minutos, pero no encontró la forma y cerró el primer cuarto con solo ocho puntos a favor (8-16).

En el segundo cuarto el guión no cambió hasta que Juárez le dio las riendas a Urtasun. El Iberostar Tenerife amplió su ventaja con un parcial de 5-10 en los primeros cuatro minutos (13-27). Dos triples consecutivos del UCAM, desde la esquina con Mirotic y Rojas, despertaron a los locales al filo del descanso destapando su atasco en el perímetro y metiendo de nuevo a la grada del Palacio en el encuentro (19-27). Una canasta de Álexz Urtasun, junto a un tiro libre de Cate, acercaron a los universitarios en el marcador a un minuto y medio para un descanso al que se llegó con un triple de Oleson sobre la bocina (28-33).

Juárez decidió no tocar lo que funcionaba, y eso provocó que Booker no volviese a jugar en todo el partido. Mantuvo al navarro como director de juego y un parcial de 5-0, con una canasta de Cate y un triple de Oleson, igualó de nuevo el encuentro (33-33). El Iberostar Tenerife estuvo cerca de cuatro minutos sin anotar una canasta en juego en un periodo en el que el UCAM desplegó sus mejores minutos y la tercera falta de Cate obligó la vuelta de Tumba a pista tras una canasta de Rojas (38-38). El pívot belga, también amenazado por las, regresó al banquillo y las visitas al tiro libre permitieron al Iberostar Tenerife dominar de nuevo el marcador ligeramente. Pero un arreón del UCAM en los últimos minutos permitió llegar a los murcianos por delante al tramo decisivo (57-53).

El arranque de los últimos diez minutos fue bueno para el UCAM con los puntos de Kloof, pero Urtasun tuvo que regresar a la pista para calmar la ansiedad y reducir las precipitaciones en la toma de decisiones (64-65). Los de Javier Juárez apretaron en defensa en el último minuto y fue entonces cuando Urtasun amplió el colchón desde el tiro libre a falta de poco más de cuarenta segundos para finalizar el partido (71-65). Fue entonces cuando llegaron los dos triples del Iberostar y las posteriores prórrogas (71-71). Al estar la mayoría de tiradores varios minutos en el banquillo, Juárez optó por no modificar sus planes y la última posesión del primer añadido la ejecutó Ovie Soko sin suerte (83-83). En la segunda prórroga, el UCAM se empezó a quedar sin gasolina, y aunque llegó con vida al último minuto, el Iberostar no falló desde el tiro libre (91-96).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Lo último Lo más leído