10 de noviembre de 2020
10.11.2020
La Opinión de Murcia
Adaptación. Hematología

"Los pacientes van a seguir recibiendo tratamientos y asistencia"

El Dr. Martínez Francés y la Dra. Romera, especialistas de Hematología en el Hospital Santa Lucía, en Cartagena, analizan los tratamientos ofrecidos por su servicio durante la pandemia

10.11.2020 | 11:21
El Dr. Martínez Francés y la Dra. Romera, especialistas de Hematología en el Hospital Santa Lucía, en Cartagena

Los hospitales de Murcia están preparados para la segunda ola de la pandemia por covid-19, que llega de forma dispar en las distintas regiones del país. Si la suerte, junto con las medidas de prevención y el buen hacer de los ciudadanos les acompaña, las consecuencias del impacto de la pandemia serán menos devastadoras que en otros enclaves de la península, tal como sucedió en la primera ola.
 
El Dr. Antonio Martínez Francés es jefe del servicio de Hematología del Hospital General Universitario Santa Lucía, en Cartagena, y conoce de primera mano el paso de la covid-19 por la región: "en la primera ola, la región de Murcia tuvo una baja incidencia del virus, especialmente porque el confinamiento se adelantó respecto al resto de regiones del territorio nacional".
 
Sin embargo, "en estas últimas semanas se nota mucho más la sobrecarga asistencial, aunque el hospital no está al máximo", añade su compañera, la Dra. Marta Romera, responsable de Mieloma Múltiple en el servicio de Hematología del mismo hospital. En las últimas semanas el virus está dando muestras para la preocupación, aunque ahora se conoce mejor la infección y su transmisión está más controlada gracias a los PCR masivos.
 
"Como en la primera ola no hubo demasiados pacientes, aprendimos a manejar esta enfermedad con calma, y ahora los doctores que tienen que tratar con este tienen más experiencia", explica Dra. Romera.
 
Adecuación progresiva
 
El leve impacto inicial del virus en la Región de Murcia permitió a los profesionales sanitarios adaptar también las otras especialidades del hospital, no vinculadas directamente con la covid-19.
 
De esta forma, aunque el Hospital General Universitario Santa Lucía tuvo que bloquearse durante unas semanas para atender casi exclusivamente a los afectados por el fatídico virus, los pacientes de la especialidad a la que se dedican el Dr. Martínez y la Dra. Romera, la Hematología, afortunadamente no sufrieron grandes alteraciones en sus tratamientos. "En el servicio de hematología no supuso un cambio radical, no tuvimos que suspender ninguna actividad programada, aunque sí que intentamos limitar las visitas de los pacientes al hospital", destaca Martínez. Y así lo han agradecido los pacientes.
 
La limitación de las visitas aún sigue vigente, teniendo en cuenta que la segunda ola de la pandemia empieza a tener una incidencia importante en el hospital, y se sustituye por visitas virtuales o a través de llamadas telefónicas. También se han adaptado los tratamientos, aunque en algunos casos la sintomatología del paciente o su tratamiento requieren una visita a los profesionales del servicio de Hematología.
 
De esta forma, en los casos que es posible, la decisión de acudir al hospital para recibir un tratamiento radica en el paciente y su confianza: "en algunos diagnósticos ofrecemos la posibilidad de recibir medicación oral ambulatoria o bien tratamiento endovenoso. Se han tenido en cuenta sus necesidades y sus miedos derivados de la situación", añade Martínez.
 
Teniendo en cuenta que priorizan los tratamientos con mejores resultados, los pacientes hematológicos o de Mieloma Múltiple –un tipo de cáncer de la médula ósea del que deriva una proliferación anormal de células plasmáticas– que eligen o deben seguir tratándose en el hospital cuentan con medidas de seguridad específicamente diseñadas para su bienestar, puesto que las personas con patologías hematológicas están dentro de los grupos de riesgo. "Hemos organizado las salas de espera para que haya menos gente y hemos ampliado el rango de horario para que haya menos gente recibiendo tratamiento", explica Romera al respecto.
 
De esta forma, el servicio de Hematología de este hospital ha podido seguir operando con normalidad y no se ha dado la convivencia de enfermedades hematológicas y covid-19 en ningún paciente. Y de cara a los meses que vienen, "tenemos los circuitos establecidos para que los pacientes que necesiten acudir al hospital lo sigan haciendo de forma segura", añade la doctora Romera.
 
A tiempo
 
En el ámbito en el que sí han notado cambio los doctores de esta especialidad es en el diagnóstico. Durante los meses del primer estado de alarma mucha gente con distintos síntomas dejó de acudir al médico, algo que retrasó los diagnósticos no solamente en la infección de la covid-19 sino en muchas otras patologías graves.
 
"Al volver a una situación prácticamente normal, muchos pacientes se atrevieron a consultar sus síntomas y de repente ingresaron varias personas con tumores hematológicos", lamenta el Dr. Martínez. "Animo a toda la población a consultar con sus médicos de cabecera cualquier síntoma, sin demoras", interpela el doctor. Además, para la tranquilidad de los pacientes ante los casos crecientes en la Región de Murcia, el doctor asegura: "como ha sucedido en toda la pandemia, los pacientes que necesitan tratamientos no demorables han tenido asistencia y la van a seguir teniendo como sea".
 
Contenido impulsado por Celgene, una compañía de Bristol Myers Squibb

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook