"Una película de terror". Así calificaron testigos de lo sucedido lo que vivieron este viernes, a la hora de comer, en un bar de Torre Pacheco. Dos hombres perdieron este viernes la vida al arrollar el coche que conducía uno de ellos la terraza en la que se encontraba el otro comiendo con su esposa. Los hechos tuvieron lugar en las terrazas del Gateway India y el Honey’s Bar, de la población de Roldán. El caso, en manos de la Policía Judicial de la Benemérita, se investiga como un atropello involuntario: el conductor iba herido por arma blanca al volante

La Guardia Civil busca al autor del apuñalamiento que originó que el conductor se pusiese al volante de su vehículo y acabase provocando el siniestro mortal. La primera hipótesis es que, como consecuencia de las heridas, el chico, de entre 25 y 30 años, no fue capaz de controlar su automóvil y acabó estrellándose.

El coche, que ha entrado en la Avenida de Murcia a más de 120 kilómetros por hora, perdió el control y se ha chocado a toda velocidad contra las mesas y sillas de la terraza del local hostelero de Roldán, el Honey's Bar, un establecimiento de comida india ubicado junto a la carretera de la citada calle. El turismo, un Golf, ha atravesado de lleno el espacio donde varias personas comían, dejando diversos heridos y dos fallecidos, un cliente del bar y el conductor del coche, que viajaba solo y escapaba de la pelea en la que había resultado malherido.

El conductor del automóvil era un joven que, según testigos, presentaba heridas de arma blanca en el pecho y sangre en el rostro. Su cuerpo quedó tendido en el suelo, tras empotrarse el vehículo que conducía contra una vivienda, después de arrollar a los clientes de la terraza. Fuentes cercanas al caso precisaron que la reyerta previa en la que este joven resultó herido habría tenido lugar en la población de Lo Ferro.

En las dos mesas ocupadas en la terraza, habían cuatro clientes, indican los testigos. La mujer del cliente fallecido, que estaba sentada junto a él, ha salido ilesa.

Otros dos clientes acababan heridos, uno de ellos con una herida en la cabeza y otro en la pierna. Ambos fueron trasladados de inmediato al Hospital de Los Arcos, en San Javier, aunque las heridas no revisten gravedad, aseguran fuentes policiales que se encontraban en el lugar de los hechos. Al lugar se movilizaron bomberos del Consorcio de Extinción de Incendios y Salvamento de la Región de Murcia, patrullas de la Policía Local y del Instituto Armado y ambulancias: dos unidades móviles de emergencias y dos ambulancias asistenciales de la Gerencia de Urgencias y Emergencias Sanitarias del 061, según detalló el 112.

Dos fallecidos y varios heridos tras arrollar un coche la terraza de un bar en Roldán, Torre Pacheco L.O.

El jefe del restaurante ha detallado a LA OPINIÓN que, minutos antes del accidente, él y otros empleados habían observado que el coche estaba "dando las vueltas por la zona , conduciendo de un lado a otro", hasta que finalmente se ha introducido en la terraza . "No ha frenado hasta que ha chocado con la casa de aquí al lado", cuenta el hostelero.

"Iba todo normal, estábamos sirviendo a los clientes como siempre cuando hemos oído el golpe ", narra el responsable del local, que en el momento del accidente se encuentra dentro del establecimiento. Agrega que han sido "momentos de pánico".

“Ha sido todo muy rápido, estábamos esperando que sirvieran la comida y hemos visto cómo aparecía el coche muy rápido y se llevaba por delante las mesas”, explica Alberto Rodríguez, que se encontraba en la terraza de enfrente cuando un coche ha arrollado las mesas y sillas del Honey's Bar.

Su mujer, Deborah Rose, quien es sanitaria y se encontraba comiendo con él, trató de reanimar al cliente que fue arrollado por el vehículo, “pero ya estaba muerto, no pude hacer nada” relata entre lágrimas.

Mohamed Saadi, vecino del bloque de viviendas contiguo al bar, explica que “estaba en casa y escuché un golpe muy fuerte, bajé asustado para ver qué había ocurrido y me encontré al chico, con sangre y dentro del coche”. Otros testigos calificaron de "película de terror" lo vivido.

Después de llevarse por delante la terraza, el vehículo recorrió varios metros y acabó estampándose contra una vivienda cercana.

El cuerpo del joven que conducía el automóvil quedó tirado en el suelo y custodiado por agentes de la Benemérita, hasta que llegó al lugar la autoridad judicial. Tras el levantamiento del cadáver, los restos mortales fueron llevados al Instituto de Medicina Legal, donde la autopsia arrojará luz sobre si el chico estaba ya muerto en el momento del accidente vial, por las heridas de arma blanca sufridas en la reyerta, o si perdió la vida al estrellarse.

Fuentes próximas a la investigación dicen que probablemente el conductor iba tan rápido porque estaba tratando de huir de sus atacantes, en otro coche.