La Policía Judicial de la Guardia Civil de Beniel ha arrestado a un joven, cuya identidad y edad no han sido facilitadas, como presunto autor de un delito de abuso sexual, indican fuentes cercanas al caso.

La víctima del ataque, una adolescente de 15 años de edad, acudió a dependencias policiales a denunciar lo sucedido. Según su testimonio, ella fue de forma voluntaria a la vivienda del chico, dado que se conocían ya y mantenían una amistad y, en un momento dado, él quiso mantener relaciones sexuales. Ante la negativa de la menor, el individuo la forzó.

Tras consumar el ataque sexual, la víctima pudo zafarse y volver a su casa. Los hechos habrían ocurrido hace dos semanas, aunque la víctima, por vergüenza, tardó días en confesar lo sucedido y acudir a las autoridades a denunciar lo sucedido.

Dado que el agresor estaba plenamente identificado, al ser conocido de la adolescente, los investigadores tardaron poco en localizarlo y proceder al arresto.

Se trata de un joven de alrededor de veinte años de edad, que, según apuntan fuentes próximas a la investigación, habría asegurado que el contacto sexual con la adolescente fue consentido y que no empleó ningún tipo de violencia o intimidación.