Cuatro de las quince personas que fueron arrestadas la pasada semana en Murcia acusadas de ser narcotraficantes, ingresaron ayer en la prisión de Sangonera, según comunicaron a este diario fuentes cercanas a la Policía Nacional.

Mientras tanto, el resto de los acusados quedaron en libertad el pasado sábado tras declarar en el Juzgado de Instrucción número 8 de la capital regional. Agentes del grupo IV de la Unidad de drogas y Crimen Organizado (Udyco) de la Policía Nacional, en una operación que ha durado varios meses, realizó las detenciones la semana pasada. En la operación, según indicaron las mismas fuentes, se incautaron diversas cantidades de cocaína.

En este sentido, los agentes de policía realizaron más de diez registros domiciliarios en Murcia y en algunas localidades cercanas a la capital de la Comunidad Autónoma en una operación que ha sido declarada secreta. Asimismo, entre los detenidos -de nacionalidad boliviana y colombiana- se encontraban varias mujeres que fueron puestas en libertad el pasado sábado tras prestar declaración ante el juez.