Tres vecinos del municipio de Alguazas fueron víctimas de unos ladrones la pasada madrugada mientras dormían. Al parecer, los delincuentes utilizaron unos productos químicos para dejar dormidos a los inquilinos mientras se robaban a sus anchas enseres valiosos de las tres viviendas asaltadas y el coche de uno de ellos.

"Antes de marcharse estuvieron desayunando de todo lo que teníamos en la cocina. Parece que estaban muy tranquilos y seguros de que nadie iba a molestarlos", asegura Pedro Ortiz, el vecino más perjudicado por los robos. Ortiz reconoce que no puede hacer nada ante esta clase de ladrones. "Lo que nos falta para estar más seguros es poner un perro guardián, todas las demás medidas de seguridad las tenemos ya", y añadía que además del valor de las joyas robadas, unos 3.000 euros, está el valor sentimental de éstas que "es infinitamente mayor al dinero que costaron".

Joyas, dinero, una cámara de vídeo y un coche han sido los objetos de valor que los asaltantes se llevaron consigo. El coche, un BMW 520 gris con matrícula 5358 BDT, no tuvo que ser forzado por los delincuentes, ya que estos entraron plácidamente a la casa, tomaron la comida que quisieron del frigorífico y, tras desayunar, cogieron las llaves del vehículo, las cuales se encontraban en el despacho de la familia Ortiz. "Sin las joyas puedes pasar, pero el coche es fundamental para el día a día. Además, se llevaron bastantes tomates que teníamos en la despensa, por lo visto les gustaron", asegura la esposa de Pedro.

Según la Guardia Civil, los ladrones utilizaron guantes para cometer el delito, ya que no se han encontrado huellas en la casa investigada.