17 de abril de 2019
17.04.2019
Estelas en la mar

El show de Miras

17.04.2019 | 04:00
El show de Miras

Inverosímil. Inaudito. Infumable. No hay semana que el portavoz del Gobierno regional, y a la sazón su presidente, no nos deleite con alguna chuscada. Iba a decir 'payasada', pero me he contenido porque es mucho el respeto que les tengo a los artistas cómicos del circo. La última: su 'chou' lírico-patriotero-infantiloide de inicio de campaña electoral. Ve uno el vídeo, que se ha hecho viral, y no da crédito a lo que está viendo. O sí. «¿Estáis orgullosos de ser de la Región de Murcia?», «¿estáis orgullosos de ser españoles?», pregunta una y otra vez gesticulando, sobreactuando, braceando, bramando. «Sííííí퀻 contesta a cada requerimiento su auditorio. «¿Cuaaánto?» sigue preguntando, desgolletado, desafinado, pasado de rosca. «¿Así?», interpela, abriendo un poco los brazos. «¿O así?», abriéndolos un poco más. «¿O así?», abriéndolos del todo.

Vivir para ver. Para la ver la tontería vertical política elevada a su máxima expresión. Para ver la futilidad encarnada en las instituciones.
Hace meses definí a López Miras como presidente inverosímil. Me quedé corto.

Desde entonces ha empeorado su Gobierno y multiplicado sus ocurrencias y 'chous'. Con la gracia que se le conoce. Pero ya se sabe que en política todo es cuestión de supervivencia y la suya, si bien se mira, está amenazada por dos flancos.

Indirectamente por los resultados de las elecciones del próximo 28A. Casado se la juega, y con él Teodoro García Egea, su lugarteniente, con cierta tendencia también, por cierto, a la 'choumanís'. Un mal resultado electoral, como el que auguran las encuestas, sería letal para la continuidad de ambos al frente del partido. Si se confirmaran los 68 diputados que le da el sondeo de El Confidencial al PP en el día de hoy, la suerte de uno y otro, a escala nacional, estaría echada.

Y directamente, por el número de diputados que sume la derecha tripartita, PP, Ciudadanos y Vox en los comicios autonómicos de mayo, donde es él quien se la juega. Todo pasa por que pueda formar Gobierno. Como sea. A la murciana, a la andaluza, o a la desesperada. Pero, ojo, porque un mal resultado en las generales, con un electorado desmotivado y un Casado incapaz de frenar la sangría, tendría consecuencias en el ánimo de los potenciales votantes murcianos del PP y de los diputados regionales de Ciudadanos.

No veo a López Miras capitaneando la oposición en la Asamblea. Por su inconsistencia y frivolidad. Veo más bien a García Egea, si las cosas van mal en Madrid, refugiado en el feudo perdido queriendo hacer de la región, a estilo Feijoo, su nueva lanzadera política, o simplemente, acomodándose a los tiempos y a las circunstancias.

Son suposiciones. Pero ahí están. Entre tanto, a Miras le toca seguir con su 'chous'. Aferrado a ese sillón que le dejó prestado PAS y del que no se quiere apear. Haciendo de todo para acaparar protagonismo y autoridad en el partido. Hasta de portavoz de su propio Gobierno, si es preciso. ¡Qué ya es decir! A semejanza de esos delanteros que sacan un córner y quieren rematarlo ellos mismos.
Que no decaiga el espectáculo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook