María Patiño aparca por un momento los platós de televisión para dar el salto a la gran pantalla. La periodista del corazón ha rodado en la localidad asturiana de Somiedo el cortometraje "La cara del diablo", del asturiano Julio de la Fuente.

La cinta, que cuenta también con la participación del actor Ricardo Rodríguez, actual pareja de Patiño, será presentada en el Centro de Interpretación del Parque Natural de Somiedo. La periodista ha confesado que por fin ha cumplido su sueño infantil de ser actriz.

"Me encantaría pisar la alfombra roja, hasta tengo preparado el discurso", ha afirmado recientemente. Es posible que el corto se presente al Festival de Cine de Málaga. Por su parte, el director está deseando mostrar su trabajo al público.