Murcia es una región que cuenta con una extensa variedad de parajes naturales en su superficie. Desde sus playas hasta sus cumbres o acantilados, pasando por los contrastes del cultivo de secano con nuestra tan conocida huerta.

Aprovecha este otoño, con sus condiciones climáticas favorables, para salir al aire libre y descubri estas rutas de senderismo de dificultad baja. Un plan perfecto para disfrutar con los tuyos.

Sendero de la Fuente de la Pinilla murciaturistica

Ruta sendero Villa Eulalia- La Pinilla

Ubicada en Fuente Álamo, esta ruta de 6 kilómetros y 100 metros de desnivel es ideal para que todo tipo de públicos puedan disfrutarla, contando, por supuesto, con los más pequeños.

Comienza en el complejo de turismo rural de Villa Eulalia, y termina en la pedanía de La Pinilla atravesando por caminos rurales que recuerdan a una época remota, quizás.

Pasa también, además, por la iglesia de la pedanía de Campillo de Arriba, que alberga en su interior frescos de especial interés debido a su ejecución. Para concluir finalmente cerca de un pequeño museo etnográfico privado de reciente creación.

Entorno salinero del Rasall (Calblanque)

Ruta por Calblanque

Denominado "el paraíso de playas vírgenes de la Región de Murcia", Calblanque, perteneciente a los municipios de Cartagena-La Unión, es una de las rutas más solicitadas de nuestra región y, no en vano, una de las más espectaculares.

Se trata de un parque natural protegido que garantiza una jornada tranquila y familiar. Sus múltiples opciones de ruta a lo largo de sus 26 kilómetros de costa permiten elegir la distancia que más se adecúe con los integrantes de la expedición; así como también parar a reponer energía en la arena de cualquiera de sus numerosas playas, características por su belleza.

Anímate a acercarte por cualquiera de estas sendas y aprender un poco más de este espacio donde hombre y medio natural se encuentran en sintonía.

Fuentes del Marqués en Otoño, Caravaca de la Cruz

Ruta de las Fuentes del Marqués

Es especialmente en los meses de otoño cuando Caravaca de la Cruz se convierte en la meca de multitud de murcianos, e incluso visitantes de fuera de la Región, con un propósito similar: pasear por las conocidas Fuentes del Marqués. ¿El motivo? Que sus numerosos árboles de hoja caduca se desnudan, dejando el suelo cubierto de una manta de múltiples tonalidades otoñales.

Alrededor de las 17,4 hectáreas de las que cuenta el parque se concentran montones de senderos sin apenas desnivel para disfrutar de sus fuentes de agua, que riegan el entorno haciendo posible un paisaje con una flora y fauna casi mágica, caldo de cultivo para proyectos cinematográficos e (innumerables) vídeos de boda.

Se recomienda encarecidamente visitar el Torreón de los Templarios, que verdaderamente se trata de una hacienda agrícola y ganadera de mediados del siglo XVII, pero que la cultura popular hizo nombrar de esta manera. También se recomienda detenerse a observar sus cuatro fuentes (también llamadas sartenes), riachuelos e, incluso, cuevas.

Senderismo en el Cejo de los Enamorados - Lorca

Ruta por el Cejo de los Enamorados

Se trata de uno de los itinerarios más conocidos y transitados de Lorca. Sus casi 10 kilómetros de distancia sin apenas desnivel transcurren entre puentes de piedra con pasarela y pinares, así como otro tipo de flora y fauna propia (y no tan propia, ya que también es muy probable avistar arruis) que no dejará a nadie indiferente.

Disfruta con la familia de un senderismo tan fotográfico y de buen ambiente; así como de una visita guiada al castillo de Lorca y su encendido de luces cuando cae el sol.

La ruta comúnmente parte desde el mismo castillo, donde, además, suele haber facilidad para aparcar.