El pago de las pensiones se llevará 37,3 euros de cada cien de los presupuestos consolidados para 2022, que incluyen los fondos europeos y los del programa REACT-EU, con una partida que se incrementa el 4,8% con respecto al presupuesto base de 2021.

De acuerdo con el proyecto, presentado en el Congreso de los Diputados, el pago de los intereses de la deuda pública se queda con 6,6 euros de cada cien, tras reducirse un 4,7 % con respecto al del año pasado.

Dentro del gasto social, al que se destinarán 54,1 euros de cada cien, destaca -además de las pensiones- la partida que se destinará al desempleo, que recibirá el próximo año 4,9 euros de cada cien, con un recorte del 10,2%; o el acceso a la vivienda, que recibirá 0,7 euros de cada cien, un 46,3% más.

En éste ámbito, el proyecto destaca los fondos destinados al programa de construcción de viviendas en alquiler social en edificios energéticamente eficientes, con una dotación de 500 millones de euros, así como 200 millones para Bono Alquiler Joven, con objeto de facilitar una ayuda fija para el alquiler a jóvenes de hasta 35 años.

Además, otras prestaciones económicas se llevarán 4,6 euros de cada cien (con una partida que se eleva un 1,7% con respecto a 2021); los servicios sociales, 1,3 euros (un 18,3% más) y el fomento del empleo, 1,7 euros (un 3,3% más). También dentro del gasto social, la administración de la Seguridad Social, 0,7 euros (con un importe que se eleva 33,5%).

Como parte de los servicios públicos de carácter preferente, la sanidad recibirá 1,2 euros de cada cien (con una cuantía que aumenta un 11%), a lo que se suman los 0,3 euros destinados a las vacunas para la covid-19 (con una cifra que se recorta el próximo año un 51,9%).

La educación recibirá 1,1 euros de cada cien (un 2,6 % más) y la cultura, 0,3 euros (un 38,4 % más) con una cuantía que incluye la partida de 210 millones de euros destinada al Bono Cultural Joven, para facilitar el acceso de los jóvenes a la cultura y revitalizar la industria cultural. Asimismo destacan en el presupuesto cultural los créditos destinados al Plan Nacional de Competencias Digitales (digital skills) por importe de 75 millones, y las dotaciones destinadas a la revalorización de la industria cultural y el fomento del sector del deporte.

Los considerados servicios públicos básicos, que incluyen la seguridad ciudadana e instituciones penitenciarias, la defensa, la justicia y la política exterior y de cooperación para el desarrollo, se quedarán con 5,3 euros de cada cien (al elevar el importe destinado un 7,8%).

Dentro de las actuaciones de carácter económico, la agricultura, pesca y alimentación recibirán 1,9 euros de cada cien (5,2% más); la industria y energía, 2,5 euros (1,2% más); el comercio, turismo y pyme, 0,6 euros (32,1% más); y las subvenciones al transporte, 0,6 euros (un 3,9% más).

Las infraestructuras y ecosistemas resilientes percibirán 2,6 euros (un 3,2% más); y la investigación, desarrollo, innovación y digitalización, 2,7 euros (un 7,6% más) y la investigación, desarrollo e innovación militar, 0,2 euros (9,1% más).

Según el proyecto de presupuestos, con el fin de que la comparativa sea homogénea, los datos no tienen en cuenta los recursos extraordinarios transferidos a las comunidades autónomas en 2021.

Beneficios fiscales

El importe estimado de los beneficios fiscales para 2022 asciende a 41.939 millones de euros, lo que supone un 9,7% más respecto a la cifra estimada actualmente para 2021. De acuerdo con el proyecto de presupuestos para 2022, más de la mitad de los beneficios fiscales corresponden al IVA, que dejará de ingresar 22.401 millones, un 6,7% más.

Del total imputado al IVA, 9.119 millones se corresponden con exenciones, 9.643 millones con el tipo reducido del 10 % y 3.638 millones por el tipo superreducido del 4%.

Las deducciones, reducciones y exenciones en el IRPF restarán 11.221 millones, el 1,7% más que en 2021, la mayor parte por las deducciones por familia numerosa y personas con discapacidad a cargo (1.885 millones), por la exención de determinadas pensiones públicas de invalidez (1.198 millones), por la deducción por maternidad (1.005 millones) y por la reducción por tributación conjunta (964 millones).

Los beneficios fiscales del impuesto de sociedades crecerán un 51,7%, hasta un total de 5.674 millones, lo que el Gobierno explica sobre todo por la incidencia de la recuperación económica en los resultados empresariales.

Destaca el incremento del 251,6%, hasta 568 millones, de lo que se deja de ingresar por el tipo reducido del 1 % aplicable a las sociedades de inversión, lo que se achaca a la volatilidad de los resultados contables de las sicav (sociedades de inversión de capital variable), que en 2018 registraron un mínimo histórico y que se están recuperando de manera intensa.

Industria

El proyecto de Presupuestos para 2022 ha consignado 5.477 millones de euros de fondos europeos para el programa de impulso de la competitividad y sostenibilidad industrial e investigación y desarrollo, 2.374 millones más, según recoge el libro amarillo.

Entre otras partidas de las que se han conocido este miércoles más detalles destacan los 4.200 millones recogidos en presupuestos para el reto demográfico, hasta sumar 8.500 millones entre 2021 y 2022, con partidas específicas para el despliegue de 3G en zonas rurales (153 millones) o 290 millones para cuidados de larga duración en estos territorios.

En estas cuentas se incrementa en 48 millones la dotación para el bono social térmico, hasta los 157 millones, y se dotan 10 millones adicionales para ayudas a consumidores vulnerables y 100 millones para compensar costes indirectos de consumidores electrointensivos.

Asimismo, el presupuesto dota 29 millones adicionales para la prevención integral de la violencia de género y 76 millones para el plan 'España te protege' contra la violencia machista, financiado con cargo a fondos europeos.

También hay 40 millones adicionales para protección a la familia y la lucha contra la pobreza infantil, al tiempo que se eleva a 44 millones la dotación para salud bucodental y a 30 millones el plan de salud mental.

En la rueda de prensa tras entregar en el Congreso los presupuestos generales para 2022, la ministra de Hacienda y Función Pública, María Jesús Montero, ha iniciado su presentación asegurando que este presupuesto va a "invertir en las próximas generaciones y avanzar en una sociedad" más justa, que dé respuesta "no solo a las necesidades, también a las expectativas de la clase media, que es la diana de estas cuentas públicas". El objetivo, ha añadido, es ensanchar esa clase media, "ganar músculo y devolver el esfuerzo" realizado para que puedan "superar la crisis con éxito.

Montero también ha destacado la apuesta por el estado del bienestar, con un gasto social récord, con unos servicios públicos de calidad e innovador, que dé "tranquilidad" a los pensionistas, "esperanza" a los jóvenes e impulse a la clase media y trabajadora. 

Las enmiendas a la totalidad se votarán el 4-N

El proyecto de presupuestos generales del Estado para 2022 se enfrentará a su primera votación en el Congreso el 4 de noviembre, cuando los partidos voten las enmiendas a la totalidad que previsiblemente serán rechazadas.

La Mesa del Congreso ha admitido tramitar el proyecto de ley presupuestario y la Junta de Portavoces ha aprobado esta tarde el calendario de tramitación que prevé que la votación del dictamen de los presupuestos en el Pleno del Congreso sea la semana del 22 al 25 de noviembre.

A partir de esa fecha la tramitación del proyecto de ley seguirá en el Senado. El calendario acordado hoy señala que las comparecencias de altos cargos del ministerio y de organismos y entidades públicas están previstas entre el lunes 25 de octubre y el viernes 29.

En este sentido, fuentes de Hacienda ya habían señalado que la tramitación se acelera para que las cuentas puedan estar aprobadas antes de diciembre y entren en vigor el 1 de enero.