Fuentes de la Delegación han señalado a Efe que nada pueden hacer ante un mandato judicial, del Tribunal Superior de Justicia de Madrid, y que dispondrán el dispositivo policial necesario.

El pasado día 14, la Delegación del Gobierno en Madrid informó de que había prohibido esta manifestación, por considerar que existía un fraude de ley al "diferir radicalmente" el lema comunicado por DN y la nota de convocatoria realizada por este partido a los ciudadanos y difundida en su página 'web'.

Mientras en el escrito remitido a la Delegación del Gobierno para pedir autorización de la manifestación DN se refiere exclusivamente al lema "Así no se puede vivir. Recuperemos Madrid. Por la seguridad ciudadana", en la nota de convocatoria DN se refiere a "toda esa escoria venida de lejanas tierras", según han hecho notar desde la Delegación del Gobierno.

Además de frases como "movilízate, no te quedes impasible porque lo destruyen todo" o cuestiones al margen de la convocatoria como la referencia a "las clínicas de muertes y trituradoras de carne humana que no han dejado de segar la vida de nuestros compatriotas", en relación a los centros que practican abortos.

La Delegación del Gobierno también consideró que la convocatoria quedaba fuera de lo establecido en la ley Orgánica 9/83, de 15 de julio, por su carácter "agresivo" y por contener expresiones xenófobas y racistas que atentan a la dignidad de las personas en su convocatoria.

"Este carácter agresivo de la convocatoria permite considerar que pueden existir desórdenes públicos con daños a personas o bienes, tanto más, cuanto que en la anterior concentración de DN existieron desórdenes públicos, además de producirse la muerte de un joven y graves lesiones a otro en un vagón de metro en la estación donde se iba a producir la manifestación", concluía la notificación de la Delegación del Gobierno.