Las entidades y sindicatos del taxi de Madrid mantuvieron un paro hasta las 12.00 horas en protesta y solidaridad por la muerte a puñaladas de este compañero, pero varios de ellos no suspendieron el paro a esa hora y se situaron en uno de los carriles centrales y en el lateral de la Castellana.

Están a la espera de que concluya la reunión de la delegada del Gobierno en Madrid, Soledad Mestre, con representantes de la Asociación Gremial del Taxi, la Federación Profesional del Taxi, UNIATRAMC y AGETAXI.

Las asociaciones pedirán más seguridad, la instalación de mamparas y que su trabajo sea considerado una profesión de riesgo, ha dicho el secretario de la Asociación Gremial, Secundino Pérez.

Los taxistas que esperan en la Castellana, en declaraciones a Efe-Televisión, expresaron su indignación por lo sucedido y pidieron al Ayuntamiento de Madrid más compromiso con el sector, al tiempo que han criticado al alcalde, "que invierte mucho dinero en otros transportes públicos y no en el taxi, que es prioritario".

Los taxis lucen lazos negros en solidaridad con Daniel Aníbal A.G., de 45 años y nacionalidad argentina, que murió sobre las 23,15 horas de ayer tras ser apuñalado en su propio vehículo y los taxistas están reunidos en diferentes grupos.

Piden la agilización de subvenciones a los taxistas que ya han instalado la mampara, porque en siete años no la han recibido, que se estudie la viabilidad de sacar un modelo de vehículo que ya la lleve incorporada y un incremento de la vigilancia policial.

El presidente de Eurotaxi, Miguel Ángel Leal, en declaraciones a Efe, ha lamentado que este argentino haya encontrado la muerte en el taxi en España y ha pedido que los profesionales del sector sean considerados empleados públicos, "para que las penas que recaigan sobre los autores sean más contundentes".

Nada mas conocerse la muerte del taxista se sucedieron las concentraciones espontáneas de taxis, especialmente en la zona de Cibeles, y a partir de las 05.00 horas recorrieron a paso lento las calles de Gran Vía y Princesa hasta llegar al Instituto Anatómico Forense, donde estaba el cuerpo del taxista, ha informado Secundino Pérez.

El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón, se acercó esta mañana al Instituto para dar el pésame a la familia del taxista, que llevaba cinco años en España y tenía dos hijas y, posteriormente, se ha traslado al domicilio familiar, en el distrito de Hortaleza.

La muerte de este taxista ha hecho que desde primeras horas de la madrugada no hubiera taxis en Madrid y solo a partir de las 12.00 horas es posible encontrar alguno.

El paro no ha tenido mucha incidencia en el aeropuerto de Barajas, según fuentes de Aena, que ha informado a los viajeros de la situación y les ha recomendado utilizar otros medios de transporte, lo que ha evitado que se produjeran aglomeraciones.

Los taxistas en Barajas han indicado que la mayoría de los compañeros habían secundado el paro y había muchos pasajeros que no fueron atendidos desde la madrugada

Efe constató que en la T-1 antes de las 12.00 había una larga cola de pasajeros mayor de lo habitual en un sábado, mientras que en las terminales 2 y 4 no había especial aglomeración.

La última vez que los taxistas madrileños secundaron un paro de forma masiva fue en diciembre de 2005 tras el asesinato de un compañero en Bilbao.

Con la muerte de Daniel Aníbal ascienden a ocho los profesionales de este sector muertos de forma violenta en España desde 2003.