Personal

El Ayuntamiento de Murcia aprueba meter dieciséis cabos y sargentos de Bomberos de manera interina

No podrán ocupar esas plazas en propiedad hasta que culminen la academia, que ha tenido que hacer un paréntesis por las necesidades del servicio en verano

Los nuevos cabos y sargentos de Bomberos no ha podido completar el curso de formación.

Los nuevos cabos y sargentos de Bomberos no ha podido completar el curso de formación. / AYTO.MURCIA.

Alejandro Lorente

Alejandro Lorente

La plantilla de Bomberos de Murcia presenta en estos momentos un fuerte déficit en la plantilla, también en sus mandos intermedios. Esta situación se verá en parte paliada en los próximos días con la incorporación de 16 nuevos cabos y sargentos, tras un proceso reciente de promoción interna. Sin embargo, de momento, no podrán ocupar esas plazas en propiedad, sino que tendrán que hacerlo mediante la adscripción provisional de funciones, tal y como ayer se aprobó en la Mesa General de Negociación del Ayuntamiento de Murcia. Según han explicado fuentes municipales a esta Redacción, el motivo de la provisionalidad es que los nuevos oficiales no han podido culminar los cursos de formación. De las 200 horas que tiene la academia, sólo han podido realizar 145. Las 55 horas que quedan se impartirán, como muy tarde, en noviembre, aseguran desde el Ayuntamiento.

Bomberos con mucha experiencia

Por su parte, el coordinador del SIME, Manuel Martínez, señala que los cabos y sargentos ‘interinos’ están sobradamente preparados a pesar de no haber terminado la academia. «Todos ellos han pasado la oposición, la parte teórica y la práctica, y sólo les falta una parte del curso de formación, donde hacen prácticas; son profesionales con mucha experiencia, con muchos años trabajando en el Cuerpo de Bomberos», indica Martínez.

Sobre los motivos por lo que no todavía no se ha podido completar la academia, el SIME lo achaca a una cuestión económica y a que se han echado los plazos encima. «Hacer en verano la academia es una locura, porque es cuando más trabajo tienen, y en la academia hay muchos otros mandos implicados», advierte Manuel Martínez. Recuerda el coordinador del SIME que ya se hizo algo parecido hace algunos años con la atribución temporal de cabos y sargentos. «Se crearon las plazas, y sin proceso selectivo, se atribuyeron en comisión de servicio, por las necesidades que había».