Urbanización

Lío por los lindes entre Santiago y Zaraíche y Vistalegre-La Flota

El Servicio de Estadística informa que la franja donde se sitúa el colegio Nuestra Señora de Atocha y los centros de mayores y de mujer no pertenece a la pedanía sino al distrito

Parcelas municipalesen disputa por loslindes.

Parcelas municipalesen disputa por loslindes. / Juan Carlos Caval

Alejandro Lorente

Alejandro Lorente

La Junta Municipal de Santiago y Zaraíche aprobó hace unos días en su pleno solicitar al Ayuntamiento de Murcia la modificación de los lindes de esta pedanía en su zona sur. En concreto, la Junta quiere recuperar la franja de parcelas destinadas a servicios públicos que existe entre las calles Nuestra Señora de Atocha y la calle Encarna Sánchez. El objetivo de esta Junta es asumir legalmente la competencia de este espacio, en el que se sitúa el Colegio Nuestra Señora de Atocha, un aparcamiento disuasorio, el centro de mayores y de mujeres de Santiago y Zaraíche, y dos parcelas vacías que están destinadas a la ampliación del centro educativo, y al futuro centro de salud. En la moción, que fue aprobada por unanimidad, se señala que este cambio en los límites de la pedanía debe acompañarse de un aumento del presupuesto de manera proporcional.

El pleno de Zaraíche solicita al Ayuntamiento el cambio de lindes para poder intervenir en el centro educativo

Cabe reseñar que este espacio que reclama la Junta de Santiago y Zaraíche pertenece, según la planimetría municipal, a la Junta de Distrito Vistalegre-La Flota. Sin embargo, quien tradicionalmente se ha hecho cargo del mantenimiento y las pequeñas reparaciones del centro educativo en la franja que está en disputa ha sido siempre la Junta de Santiago y Zaraíche.

El alcalde pedáneo, Francisco José Ludeña, recuerda que antes la pedanía llegaba hasta la Iglesia de San Miguel, el Corte Inglés y el centro de Murcia «pero la ciudad nos ha ido comiendo, nació La Flota, Santa María de Gracia, y Zarandona, que era una barriada de Santiago y Zaraíche, se independizó en el 80».

«Perdemos el colegio, el centro de mayores, el de la mujer y el centro de salud cuando se construya»

Francisco José Ludeña

— Presidente de la Junta de Santiago y Zaraíche

Según el Reglamento de Participación Ciudadana las pedanías tienen adscritas las competencias de reparaciones y mantenimiento de los centros educativos. «Al intentar hacer una inversión en el colegio de Atocha y tras una pregunta que realizó en el pleno un vocal del PSOE, hicimos una consulta al Servicio de Estadística y nos respondieron que la zona sur de la avenida Nuestra Señora de Atocha pertenece a Vistalegre, y la zona norte a Santiago y Zaraíche», indicó Ludeña, que explica que por eso su Junta no se puede hacer cargo del mantenimiento del colegio. «Perdemos el colegio, el centro de mayores, el de la mujer, y el centro de salud cuando se construya», sostiene. Además, aunque considera que no es algo prioritario, considera «lógico» que si el Ayuntamiento accede a modificar los lindes se produzca un incremento del presupuesto destinado a esta pedanía, que en 2019 fue de 240.000 euros, uno de los más bajos del municipio.

«Siempre he considerado que esa franja pertenecía a Santiago, por mi parte, ningún inconveniente»

Santiago Vera

— Presidente del distrito Vistalegre - La Flota

Por su parte, el presidente de la Junta de Distrito Vistalegre-La Flota, Santiago Vera no se opondría al cambio de lindes. «Siempre he considerado que nuestro distrito terminaba en Periodista Encarna Sánchez, por lo que a mí corresponde como presidente del distrito que linda, ningún inconveniente; a lo mejor siempre se ha hecho mal, no lo sé, pero lo que está claro es que hay una cosa que se llama derecho consuetudinario, y cuando llevas 30 años haciendo una cosa de una forma, y no ha habido quejas, pues debe seguir así».

Además, apunta a que ellos como distrito, y a diferencia de una pedanía, no tienen capítulo de inversión por lo que no pueden atender las necesidades del colegio.

Suscríbete para seguir leyendo