El grupo municipal del Partido Popular en el Ayuntamiento de Murcia ha exigido al teniente de Alcalde, Mario Gómez, explicaciones sobre la plaza que pudo obtener de forma «irregular» en el Servicio Murciano de Salud al darse de baja como concejal cuatro días al inicio de la legislatura para acceder a un puesto de ingeniero técnico en el Área de Salud V (Yecla). En concreto, Mario Gómez tomó posesión de su plaza de funcionario, y a los cuatro días pidió la situación de servicios especiales por su cargo político y tramitó nuevamente su alta como concejal; «algo que es inmoral a la vista de los hechos, por lo que el PP pide a la Seguridad Social, al SMS y a la Fiscalía que resuelvan cuanto antes la investigación para que se haga justicia», señalan desde el grupo municipal.

Tras pactar Ciudadanos con el Partido Popular la gobernanza del municipio de Murcia en 2019, el edil Gómez tomó su acta de concejal ocupando también el puesto de primer teniente de Alcalde del Gobierno local y del área de Fomento. El portavoz municipal de Ciudadanos se dio de baja como trabajador del Consistorio el 4 de julio de ese año tras tomar posesión de su cargo el 15 de junio y volvió a darse de alta de nuevo cinco días después, el 9 de julio. Esta interrupción en su vida laboral municipal le sirvió para aceptar la plaza de funcionario en el SMS y posteriormente acogerse a la excedencia a la que tienen derecho los cargos públicos para reservarse la plaza una vez que acabe su etapa política.

«Resulta flagrante que el portavoz de Ciudadanos habría usado su cargo político para garantizarse un puesto de funcionario de por vida, saltándose la lista y quitándoselo a otra persona que atesorase más méritos para lograr la plaza», subrayan los populares, que acusan a Gómez de seguir sin dar explicaciones sobre cómo obtuvo su plaza de funcionario de manera «irregular», razón por la que el grupo municipal popular «vuelve a exigir al edil naranja que dé explicaciones sobre la artimaña que realizó».

Para el PP, constituye un hecho de «extrema gravedad» que el concejal Mario Gómez hubiera orquestado una maniobra presuntamente ilegal para «saltarse la lista de aspirantes de una bolsa de trabajo pública y se hubiera colado de forma impune, quedando en una situación de privilegio frente a otros aspirantes que se han visto gravemente perjudicados por su forma de proceder».

Renunciar a la plaza

A la luz de la sucesión de la «irregularidad» de los acontecimientos, el concejal de Ciudadanos «debe dar explicaciones tras meses de silencio y de esconderse o asumir responsabilidades por las presuntas ilegalidades cometidas en este proceso, además de renunciar a su plaza en Yecla antes de que le obligue la Justicia».

Precisamente, la persona que ocupaba el puesto inmediatamente posterior al de Gómez en la bolsa de trabajo para diplomados no sanitarios-Ingeniero Técnico Industrial presentó un recurso extraordinario de revisión para que el SMS estudiara si hubo irregularidades en el procedimiento. Esta redacción intentó ponerse en contacto ayer con Mario Gómez, sin éxito.