El grupo Inditex cerrará cuatro tiendas en la Región de Murcia entre junio y agosto situadas en Cartagena, Molina de Segura, Lorca y San Javier. Según indicaron fuentes de CC OO, la decisión dejará en el paro a 21 trabajadores con contrato indefinido y seis temporales, dado que las posibilidades de recolocación en otras cadenas presentes en estos cuatro municipios son escasas.

Tres de los cuatro establecimientos que el grupo gallego cerrará en la Región se encuentran en centros comerciales. Se trata de la tienda de Stradivarius del Vega Plaza de Molina de Segura y las de Oysho del Dos Mares de San Javier y el Parque Almenara de Lorca.

En la ciudad de Cartagena cerrará también Zara Home, que se encuentra en la calle del Carmen.

Inditex cerró el pasado mes de diciembre la tienda de Zara de Cartagena que estaba situada en la calle Mayor. Durante las últimas décadas también han desaparecido del centro de esta ciudad otras cadenas del grupo como Bershka y Pull and Bear, que desplazaron a los clientes al centro de ocio Espacio Mediterráneo.

En toda España la compañía presidida por Amancio Ortega bajará la persiana en 56 tiendas de diferentes marcas, en una nueva fase de clausuras incluidas en el plan de reconversión 2020-2022 pactado con los sindicatos para absorber 300 establecimientos.

CCOO ha comunicado este jueves esta nueva fase de cierres en el gigante del sector textil, cuyo programa, asegura, ha sido facilitado por la propia compañía y que se unen a los más del centenar que se anunciaron hasta abril.

En esta nueva fase en pleno verano de cierres de tiendas afectará a 475 trabajadores con contrato indefinido, con un especial impacto en Andalucía, ya que bajarán definitivamente la persiana 19 puntos de venta y se verán afectados 195 trabajadores de plantilla fija.

En la Región afectará a 27 trabajadores, 21 con contrato fijo y seis temporales.

Según la representación sindical, la marca más afectada por los nuevos cierres en España es Oysho, con 13 tiendas, seguida por Zara Home (10) y Stradivarius (10).

Otras 9 tiendas quedarán cerradas en verano de la marca Massimo Dutti; Pull&Bear y Zara clausurarán media docena cada una, en tanto que Berskha y KC sumarán entre ambas dos tiendas al plan previsto por Inditex, ha informado CCOO.

Por comunidades autónomas, a las citadas clausuras en Andalucía (19 tiendas) se irán sumando las previstas en Cataluña (8), Madrid (8), Galicia (5), Comunidad Valenciana (4), Murcia (4), Castilla y León (3), Canarias (2), País Vasco (2) y Aragón (1).

Antes del 25 de julio se ejecutarán 6 cierres; otros 43 se concentrarán entre el 25 y el 31 de julio, y otros 7 en agosto.

Inditex garantizó para este proceso la reubicación en tiendas cercanas y sin pérdida de horas de contrato del personal afectado por estos cierres.

El sindicato alerta sobre el proceso y en materia de empleo de "una insuficiente calidad" de las vacantes ofertadas "especialmente en términos de horas de contrato y proximidad".

Añade que esa ha sido la causa principal, junto con las cargas de trabajo y las dificultades de conciliación, de que el 25 % de las personas afectadas por los cierres anteriores "hayan optado por la extinción de su contrato".

Al respecto, el sindicato asegura en una nota que exigirá que se cumpla "rigurosamente el procedimiento pactado, garantizando la reubicación en tiendas cercanas y sin pérdida de horas de contrato" para los trabajadores afectados.

Recuerda asimismo que en los procesos de cierres anteriores, del total de vacantes ofertadas solo el 60 % se produjeron en la misma provincia y el 44 %, con entre 30 y 40 horas semanales de trabajo.

Inditex y los sindicatos acordaron a finales del año pasado una transición a su modelo de transformación digital por el que se cerrarán entre 1.000 y 1.200 tiendas en el mundo y 300 en España.

El grupo se comprometió a mantener todos los puestos de trabajo en España, con reubicaciones en otros centros (con un límite máximo de 25 kilómetros) que, en el caso de no ser aceptadas, las bajas se considerarán improcedentes y el empleado recibirá la indemnización de 33 días por año trabajado y 24 mensualidades o 45 si el contrato es anterior a 2012.

Este programa iniciado por Inditex tiene como objetivos primordiales reforzar las ventas electrónicas, acelerar la transformación digital y optimizar la red de tiendas.

Al cierre del último ejercicio fiscal, Inditex operaba 6.829 tiendas en toda el mundo, 640 tiendas menos, en tanto que el año pasado abrió puntos de venta en 29 mercados.