29 de junio de 2020
29.06.2020
La Opinión de Murcia
Iniciativa

Decenas de voluntarios plantan más de 300 árboles en la mota del río Segura

Esta acción ha tenido lugar con motivo del Día Mundial del Árbol, que se celebró este domingo

29.06.2020 | 15:15
Decenas de voluntarios plantan más de 300 árboles en la mota del río Segura

Decenas de voluntarios han plantado 30 árboles de ribera mediterráneos y 300 arbustos y especies de ribera en la mota del río Segura, en el tramo más urbano a su paso por Murcia. Esta acción ha tenido lugar con motivo del Día mundial del Árbol, que se celebró este domingo.

Las plantaciones se han realizado desde las 10.00 hasta las 12.00 horas, y para ellas se han empleado todos los materiales necesarios, atendiendo a todas las medidas de seguridad que marca la normativa, informaron fuentes municipales en un comunicado.

El municipio de Murcia cuenta con 700 árboles singulares que han sido testigos de la historia de Murcia y que están repartidos en cerca de cuatro millones de metros cuadrados de zonas verdes, distribuidos en los más de 3.000 parques y jardines de la ciudad y las pedanías.

En estas zonas existen más de 116.000 ejemplares de arbolado de 210 especies diferentes, de los que 60.557 unidades corresponden a arbolado viario y 55.656 crecen en zonas verdes.

"Los árboles son excelentes filtros para los contaminantes urbanos y las pequeñas partículas, mejoran el medio ambiente, generan innumerables beneficios para la salud, crean sombra y mejoran la temperatura, y absorben hasta 150 kg de CO2 al año", ha destacado del ramo, José Guillén.

PLAN FORESTA

El Plan Foresta es la estrategia del Ayuntamiento de Murcia para duplicar la masa forestal del municipio hasta más de 200.000 árboles. Las plantaciones de la Estrategia Foresta Urbana 2030 responden a cinco líneas estratégicas.

La primera de ellas se refiere a la mitigación de los efectos del cambio climático y rebajar la emisión de CO2 a la atmósfera. Un árbol absorbe hasta 150 kilos de CO2 al año, es un excelente filtro para los contaminantes urbanos y las pequeñas partículas, y regula el flujo de agua y mejoran su calidad.

En segundo lugar, la creación de sombra y mejora de la temperatura. La colocación estratégica de árboles en zonas urbanas puede bajar la temperatura entre dos y ocho grados y los árboles en torno a los edificios reducen las necesidades de aire acondicionado un 30% y ahorran entre un 20 y un 50% de calefacción.

La tercera línea es propiciar una mayor biodiversidad urbana de especies en el municipio. Los árboles proporcionan hábitat, alimentos y protección a plantas y animales, producen frutos comestibles por fauna y aves locales, así como flores interesantes para las abejas y otros polinizadores.

La cuarta consiste en mejorar de la salud. No sólo por sus efectos de filtración de partículas contaminantes y lucha contra el cambio climático, ya que está comprobado que pasar tiempo cerca de los árboles reduce la presión arterial y el estrés y mejora la salud física y mental.

Y, por último, el paisajismo y embellecimiento de la ciudad y pedanías. Los parques y jardines y el paisajismo urbano hacen 'Marca de ciudad', constituyen un reclamo turístico y pueden incrementar el valor de los inmuebles del entorno hasta un 20%.

En base a estos criterios, las nuevas plantaciones priorizan las variedades autóctonas, que se adapten al clima, a la escasez de agua y a las particularidades térmicas del municipio (en Murcia tenemos los meses de primavera y otoño con una diferencia altísima de temperatura entre el día y la noche, de hasta 14 grados), con especial preferencia a los de hoja caduca (mejoran el calentamiento global y nutren y fertilizan el suelo) y una apuesta clara por el arbolado de alineación, los ejemplares a pie de calle que proporcionan sombra tanto a los viandantes como a los edificios en los entornos urbanos.

Los árboles primitivos y naturales de Murcia son las encinas, olmos y álamos.

ÁRBOLES MÁS ANTIGUOS

Los árboles más antiguos del municipio de Murcia son los plátanos del jardín de Floridablanca y los pinos de la pedanía de Churra, con 300 años de antigüedad. Además, son los árboles más altos, llegando a medir entre 40 y 50 metros.

Están cercanos a la pedanía de Espinardo, que en su nombre lleva escrito el gran número de pinos que estaban plantados en esta zona. Asimismo, el almez de Puebla de Soto es el más longevo del municipio.

Cabe recordar que muchos de estos ejemplares existían en el municipio antes de que, por ejemplo, se hubiera decidido la actual bandera de la Región de Murcia, que se izó por primera vez en un edificio público el 5 de mayo de 1979).

Es el caso de los plátanos de Monteagudo, que han vivido la guerra civil española y están ligados directamente con la historia de Murcia y el Castillo de Monteagudo. Tienen más de 80 años y miden más de 20 metros de altura.

EL PRIMER JARDÍN PÚBLICO DE ESPAÑA

El Jardín de Floridablanca data del año 1848 y aún conserva entre su arbolado algunos ejemplares destacados, como el ficus. Este árbol también es conocido como 'Higuera australiana', ya que es originario de Australia, y puede llegar a medir hasta 60 metros.

En este parque también se puede disfrutar de jacarandas, plataneras y palmeras. En concreto, la especie palmera canaria está protegida por el Ayuntamiento de Murcia en el Plan General de Ordenación Urbana.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook