14 de junio de 2019
14.06.2019
Justicia

Caso Umbra: la fiscalía pide diez años y medio de cárcel para Alberto Guerra

El Ministerio Público solicita elevadas penas para los los integrantes de la antigua cúpula de Urbanismo del Ayuntamiento de Murcia

14.06.2019 | 12:01
Alberto Guerra, exgerente de la concejalía de Urbanismo, detenido el 5 de octubre de 2010 en la operación Umbra.

La Fiscalía ha pedido elevadas penas de prisión para los integrantes de la antigua cúpula de Urbanismo del Ayuntamiento de Murcia implicados en el conocido por caso Umbra, de presunta corrupción en la expansión norte de la ciudad y entre los que se encuentran el exconcejal Fernando Berberena.

Para él se piden dos años y nueve meses de prisión como presunto autor de un delito de prevaricación en concurso con otro de fraude, ya que, según la acusación estatal, infravaloró, presuntamente, los aprovechamientos que unos promotores inmobiliarios debían haber abonado a las arcas municipales.

El escrito de conclusiones provisionales, al que ha tenido acceso Efe, solicita para el que fuera gerente de Urbanismo Alberto Guerra diez años y medio de cárcel por un presunto delito continuado de cohecho en concurso con otro de tráfico de influencias.

Siempre según el fiscal, Guerra habría compatibilizado su labor como alto funcionario con la actividad privada, beneficiándose, supuestamente, de su cargo.

Con él se sentará también en el banquillo su esposa, Isabel Fernández, para la que se piden tres años y tres meses de prisión por un delito de cohecho.

Otro de los doce acusados es el exjefe de Planeamiento del ayuntamiento Joaquín Peñalver, al que se acusa de los delitos de malversación de caudales públicos y cohecho, por los que se solicitan siete años de cárcel.

Para el intermediario Renato del Noce, las solicitudes de condena se acercan a los diecinueve años de prisión, por presunta malversación, cohecho y tres delitos fiscales.

El escrito de acusación incluye también los nombres de tres promotores de planes urbanísticos, Alfonso Ramírez, Juan Sabater y Juan Sánchez, para los que se piden penas de seis a siete años como supuestos autores de un delito de malversación.

El caso Umbra comenzó a ser investigado en un juzgado de instrucción de Murcia hace ahora once años. 

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook