Casi a oscuras se había quedado la Alameda Periodista López Barnés. Y es que los 21 ficus nítidos de sus jardines habían crecido tanto que las ramas de los árboles de uno y otro lado se abrazaban. Esta mañana operarios de Parques y Jardines han iniciado la poda ordinaria de todos los años que permitirá que recuperen su característica forma de cubo.

Esta céntrica vía peatonal es muy transitada, ya que une la avenida de Juan Carlos I con la estación del ferrocarril de Sutullena. En las operaciones de poda participan cuatro operarios ayudados por una grúa con cazo para llegar a las partes más altas de los árboles. ‘Se les está dando un tratamiento de realce para devolverles la forma que habían perdido por el crecimiento de las ramas, lo que se conoce como topiaria [práctica de jardinería que consiste en dar formas artísticas a las plantas mediante el recorte con tijeras de podar]’, ha afirmado a LA OPINIÓN el concejal de Parques y Jardines, Antonio Navarro.

La Alameda Periodista López Barnés está cerrada al tránsito de peatones por zonas y de forma momentánea hasta que concluyan los trabajos de poda y realce.