12 de febrero de 2020
12.02.2020
Protesta

Oposición a la construcción de una piscifactoría en la costa

El alcalde ha mostrado su desacuerdo con el proyecto que prevé un nuevo polígono de cultivos marinos en Puntas de Calnegre

11.02.2020 | 22:31

IU critica que generaría ocho toneladas anuales de residuos

El Ayuntamiento de Lorca se opone a la construcción de una piscifactoría para la producción intensiva de doradas y lubinas frente a las playas de Puntas de Calnegre, anunciando la presentación de alegaciones al proyecto, que sometió ayer a información pública la consejería de Agua, Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente.

El proyecto prevé la construcción de un polígono acuícola de 297 hectáreas con 80 jaulas flotantes de 30 metros de diámetro cada una a 1,6 kilómetros mar adentro, en un tramo de costa entre las calas de Punta del Siscal y Parazuelos.

El alcalde, Diego José Mateos, del PSOE, mostró ayer la oposición inicial del consistorio al proyecto y anticipó que los servicios técnicos del Ayuntamiento están estudiando la iniciativa para presentar las pertinentes alegaciones en contra.

«No compartimos este tipo de proyecto en una zona como es la costa lorquina, que tiene tanto un valor ambiental como paisajístico que debemos proteger», dijo Mateos, que explicó que los vecinos siempre han rechazado ese tipo de instalaciones frente a las playas lorquinas. Mateos manifestó que la costa murciana «tiene muchos espacios y mucho más adecuados para albergar este polígono de cultivos marinos y no los nueve kilómetros de costa virgen con los que cuenta Lorca».

Sus críticas al proyecto se suman a las que también hizo públicas el grupo municipal de Izquierda Unida-Verdes, que advirtió de que la instalación de la piscifactoría generaría, al menos, ocho toneladas anuales de residuos en el medio marino en una zona litoral protegida. La concejala del grupo municipal de IU-Verdes en el Ayuntamiento de Lorca, Gloria Martín, anunció que su grupo elevará al pleno ordinario del mes de febrero una moción para tratar de frenar la construcción del polígono de cultivos marinos.

Martín recordó que su grupo denunció este proyecto en el año 2018, cuando la Consejería de Agua, Agricultura, Pesca y Medio Ambiente sacó a concurso la elaboración del estudio de impacto medioambiental sobre la construcción de un polígono de 130 hectáreas para el cultivo marino intensivo en jaulas flotantes de 8.000 toneladas anuales de diferentes especies, principalmente dorada y lubina. El pasado viernes, según la edil, la citada Consejería sometió a información pública el proyecto para la construcción del polígono acuícola que ahora cuenta con 297 hectáreas, «habiéndose incrementado la superficie más del doble», según Martín.

La concejala de Izquierda Unida-Verdes alertó de que el proyecto se situaría dentro de una Zona de Especial Conservación (ZEC) de la Red natura 2000 y dentro de la demarcación levantina-balear establecida en la Ley 41/2010, de protección del medio marino. También afectaría a los Lugares de Interés Comunitario (LIC) Calnegre y Franja Litoral Sumergida, a la vez que advirtió el enorme perjuicio medioambiental que ocasionaría el vertido de ingentes cantidades de restos de alimentos y excrementos, así como de productos químicos derivados del uso de medicamentos y sustancias empleadas para la limpieza y el mantenimiento de las instalaciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook