11 de enero de 2020
11.01.2020
Sucesos

Detenido un radioaficionado por espiar a la Policía de Alhama con un walkie-talkie

El individuo fue pillado borracho al volante y en Comisaría se dieron cuenta de que escuchaba conversaciones internas de los agentes

11.01.2020 | 17:54
Agentes de la Policía Local de Alhama, de espaldas.

'Hackear' las ondas de radio es más fácil de lo que parece. A veces basta con un aparato que se puede comprar por Internet, y con la pericia necesaria, obviamente. En Alhama de Murcia, un sujeto sí sabía hacerlo. Pero la Policía ha dado con él.

Esto pasó la semana pasada. El individuo en cuestión tiene 50 años y es un vecino del pueblo. Se le detuvo porque le pillaron borracho al volante. Cuatriplicaba la tasa de alcohol permitida. Estando en dependencias policiales, agentes que estaban trabajando en la calle se pusieron en contacto con los que se encontraban en Comisaría. Y los policías empezaron a escuchar como dos veces sus propias palabras, explican fuentes cercanas al caso. 

Esas palabras duplicadas, ese eco, era algo que parecía manar del propio sospechoso que habían arrestando por conducir ebrio. Y es que el sujeto llevaba un walkie en el que llevaba pinchada la frecuencia de la Policía de su pueblo. El hombre dijo ser radioaficionado. Afirmó que él era consciente de que lo que estaba haciendo no era legal, pero que le gustaba hacerlo. Y confesó que llevaba años con esta práctica: la de escuchar a la Policía.

Por el tema de ir ebrio al volante se le habría liberado, pero, al pillarle con ese artilugio encima, quedó detenido. Y del caso se dio parte a la Benemérita. Quedó investigado por delitos de descubrimiento y revelación de secretos, indican fuentes policiales. 

El caso ya tiene sentencia. No hubo juicio, se llegó a una conformidad. Este sujeto ha sido condenado a dos años de cárcel y a pagar una multa de 10 euros al día durante 18 meses. Total, más de 5.000 euros. El walkie le ha sido requisado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook