23 de noviembre de 2019
23.11.2019
La Opinión de Murcia
Energía

Los regantes de Mazarrón instalan una innovadora planta solar fotovoltaica en su desaladora

Persigue un abaratamiento en torno a los 52 céntimos en esta primera fase y, una vez concluida la segunda, en torno a los 32

23.11.2019 | 13:42
Los regantes de Mazarrón instalan una innovadora planta solar fotovoltaica en su desaladora

La Comunidad de Regantes de Mazarrón (CRM) ha instalado una planta solar fotovoltaica flotante sobre su embalse de agua desalada, en una primera fase de actuación que persigue la consecución de un abaratamiento del agua que se obtiene de la desaladora 'Virgen del Milagro'.

En concreto, el precio al que ahora produce agua desalada oscila en torno a los 52 céntimos, y, una vez haya sido concluida la instalación de la segunda fase, quedará en torno a los 32.

Con la instalación solar, la CRM generará una electricidad de aproximadamente 2,6 millones de kilovatios hora al año con la que alimentar la desaladora pero, además, se van a ahorrar unos 35.000 metros cúbicos de agua anuales al impedir las pérdidas de 90 metros cúbicos diarios de agua por la evaporación. El proyecto será concluido con una segunda fase que debe elevar la actual potencia (1,8 megavatios) hasta los ocho megas (8 MW).

La primera fase fue inaugurada por el presidente de la CMR, José Hernández, el alcalde de Mazarrón, Gaspar Miras, y el consejero de Agua y Medio Ambiente de la Región de Murcia, Antonio Luengo, quienes estuvieron acompañados de diversas autoridades entre las que se contaba el delegado del Gobierno de España en Murcia, Francisco Jiménez, y un alto número de diputados de la asamblea regional y cargos de la Comunidad Autónoma.

A partir de la puesta en marcha de la segunda fase y una vez completados los 8 MW, la producción de electricidad de origen solar evitará además la emisión de más de 5.200 toneladas de CO2 al año. La de la Comunidad de Regantes de Mazarrón, que estima que amortizará la inversión en ocho años, es la primera planta desaladora destinada a la agricultura que fue construida en la cuenca del Segura.

El presidente de la Comunidad de Regantes de Mazarrón, José Hernández, explicó sobre este proyecto que "la primera fase se sitúa encima del embalse y el resto, en este sistema que es único y novedoso en España, va a instalares en los terrenos alrededores del embalse".

Hernández expresó su deseo para que "la segunda fase la tengamos ya finalizada para el verano que viene para alcanzar los 8.000 kilovatios". Después de los 8 años de amortización, "el precio del agua desalada estará entorno a los 25 céntimos, lo que es un gran logro ya que se equipara al precio de otras aguas".

El alcalde de Mazarrón, Gaspar Miras, ha destacado que "es una apuesta innovadora y una inversión por la sostenibilidad que hace la Comunidad de Regantes y que debe servirnos como ejemplo". El primer edil destacó la vanguardia a la que siempre se sitúa esta comunidad "pues ya la desaladora fue pionera en la Región de Murcia y ahora este proyecto que, además de producir agua más barata, va a suponer menos emisión de CO2 a la atmósfera con lo que conseguirá una mayor protección del Medio Ambiente".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook