20 de junio de 2019
20.06.2019
Agresiones

Una boda en La Unión acaba con la novia y su tía heridas tras una pelea

Ambas han sido condenadas a pagar una multa de 300 por las lesiones que se causaron mutuamente

20.06.2019 | 10:51
Una boda en La Unión acaba con una pelea entre la novia y su tía

La Audiencia Provincial de Murcia ha confirmado la sentencia de un juzgado de instrucción que condenó a una mujer y a una tía suya a pagar una multa de 300 euros por las lesiones que se causaron mutuamente durante la pelea que sostuvieron cuando asistían al banquete de boda de la primera.

La sentencia indica que el juzgado declaró probado que los hechos ocurrieron en la madrugada del nueve de septiembre de 2018, cuando el matrimonio y sus invitados participaban en el banquete, ofrecido en un restaurante de La Unión.

En un momento determinado, surgió un hecho -del que no se facilitan más detalles- que motivó que la tía que resultó condenada y otra tía que quedó absuelta se sintieran ofendidas y abandonaran el lugar para dirigirse al aparcamiento y volver a sus domicilios, junto con las respectivas familias.

Fue entonces cuando la novia les siguió y le afeó su conducta, que ensombrecía una fiesta como la de la boda, que para ella tenía la máxima importancia.

De las palabras se pasó a un zarandeo entre aquella y la tía que resultó condenada, del que ambas resultaron con lesiones que tardaron en curar siete días.

La sentencia, ahora confirmada por la Audiencia, condenó a cada una de ellas a pagar una multa de 300 y a indemnizarse mutuamente con 280 euros por las lesiones sufridas, al tiempo que absolvía a una segunda tía que también había sido juzgada por los mismos incidentes.

La resolución fue recurrida por la tía que resultó condenada, que consideró desproporcionada la sanción, y por la novia, que alegó error en la valoración de las pruebas aportadas al juicio y que se extrañó de la absolución de su otra tía, al afirmar que esta había reconocido que durante el altercado llegó a zarandearla.

La Audiencia ha desestimado ambos recursos al respaldar la sentencia dictada por el juzgado, que valoró, entre otras pruebas, la declaración del fotógrafo que había tomado imágenes de la boda, quien manifestó que vio salir del restaurante a los familiares de la novia y seguidamente a esta, que al poco regresó entre llantos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook