02 de junio de 2019
02.06.2019
La Opinión de Murcia
Cieza

El sector agrario de la Región, ''abocado al abismo'' si sigue así

Los bajos precios a los que se vende la fruta preocupa a los agricultores: ''Vender un kilo de melocotón a 30 céntimos es una ruina''

02.06.2019 | 04:00
Juan García (i) y Esperanza Ramírez (d), revisando la fruta junto a otros dos agricultores.

''Si alguien con fuerza no lo remedia pronto, el sector agrario de la Región está abocado al abismo en no más allá de ocho o diez años''. Lo piensan dos experimentados agricultores ciezanos: Esperanza Ramírez, que actualmente ostenta la vicepresidencia de Coag Iniciativa Rural en la Vega Alta; y Juan García, un empresario de Cieza que emplea a unos 20 trabajadores con una producción de casi 700.000 de kilos de fruta de hueso al año.

Estos días, ambos mantienen su preocupación por los bajos precios a los que su fruta puede ser vendida. Y es que ''no poder ofrecer el kilo de melocotón de primera calidad a más de 20 ó 30 céntimos es una ruina'', y más sabiendo que luego la fruta alcanza en los mercados europeos los prohibitivos precios de más de tres euros el kilo. Consideran que el anuncio del Ministerio de Agricultura Pesca y Alimentación que autoriza a los productores a deshacerse de 30 millones de kilos de fruta de hueso ''llega tarde para la Región de Murcia y beneficia a otras comunidades como Aragón''.

''Estamos en una campaña en la que el precio comenzó caído y apenas se recupera. Es cierto que con la llegada del melocotón amarillo dentro de unos días, los precios se comportarán mejor, ya que se trata de un mercado nacional y no extranjero. Pero aun así, llevamos camino de superar en lo malo a la campaña de 2017, que también fue nefasta'', señala la vicepresidenta de Coag en Cieza. ''La agricultura es el único sector que no sabe a cómo le van a pagar su producto. Un fabricante de ropa sabe lo que tiene gastar en fabricarla porque también es conocedor del precio de mercado''.

''Y así todos los sectores. La agricultura no funciona así, no sabemos nunca lo que nos va a reportar nuestra inversión, y llevamos ya cuatro o cinco años con precios bajísimos, a precio de costo, y nos estamos arruinando. Esto es una llamada de socorro, como las que daban antes por la radio, o nos ayudan o nos arruinamos, y con nosotros cientos de miles de personas que, directa o indirectamente, dependen del sector''. Juan García asegura que la situación ''se ha desbordado de cinco años para acá''.

''Estamos viendo como todo lo que depende del sector, florece. Es decir, la mano de obra, el transporte, el asentador, el exportador e incluso el que fabrica las cajas de cartón y de plástico. Todos están ganando dinero a nuestra consta. Y nosotros, cada día que pasa somos más pobres''. Para el productor, ''o somos capaces de darle una solución a esta gran problema, o desaparecemos en 24 horas''. García señala que el gran agravio que sufren los agricultores lo podemos ver sin salir de Cieza. ''En una mediana superficie asentada en el pueblo, podemos ver cómo se venden paraguayos a más 3 euros el kilo. A mí me los compran a 25 céntimos. Esto no hay quien lo aguante'', sentencia el empresario agrícola.

Santiago Martínez Gabaldón, presidente de FECOAM, cree que lo que está ocurriendo ''responde a la burbuja en la se ha enrolado el sector agrario''. ''De tres o cuatro años para acá hemos centrado nuestra producción en el mes de mayo sin prever cuestiones muy importantes, y ello a pesar de que muchos lo advirtieron''. ''Sabemos que los europeos, si no hace calor, no consumen fruta''.

''Digamos que este año estamos ante la tormenta perfecta, con una producción intensa, puesto que apenas ha habido heladas, y con un mes de mayo sin calor en Europa. Ello ha hecho un efecto embudo con mucha fruta retenida en las cámaras y que al final no sabemos cómo terminará'', indica el responsable de FECOAM, quien una vez más ha hecho una llamada al Ministerio y al Gobierno de España, ''puesto que ante estas situaciones, solo a esos niveles se puede hacer algo por el sector''.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook