09 de octubre de 2018
09.10.2018
La Opinión de Murcia
Tribunales

San Javier aplicó durante 14 años normas urbanísticas sin publicar

El juicio por 'Las Brisas' desvela que el Ayuntamiento usó restricciones sin oficializar hasta 2004

08.10.2018 | 20:22
Sentados, el arquitecto municipal (i) y el exregidor del PP (d).

El exalcalde José Hernández defiende que concedió la licencia de obra tras el 'ok' de los técnicos.

El Ayuntamiento de San Javier aplicó en La Manga durante 14 años, entre 1990 y 2004, unas normas urbanísticas que no se hicieron públicas en ningún boletín oficial durante esos años. Esto señaló ayer en el juicio por el caso 'Las Brisas' el ahora interventor municipal, Francisco Javier G. N. El funcionario, que era jurídico del Ayuntamiento cuando se otorgó una licencia de obra para construir un bloque de apartamentos en este residencial del kilómetro 11 de La Manga, en 1999, se sentó en el banquillo de los acusados de la sección quinta de la Audiencia Provincial. Lo hizo junto al arquitecto municipal, Miguel B. G., y el exalcalde por el PP José Hernández. Por su parte, el promotor Ángel G. C., que también estaba en el banquillo, pasó a ser testigo, al prescribir los cargos.

Según defendieron el arquitecto y el interventor en sus declaraciones ante el juez, la reglamentación urbanística en cuestión, denominada normas subsidiarias, servía para defender el interés público, ya que ponían más restricciones a la construcción que la legislación vigente. Entre ellas, obligaba a los promotores a tener que ceder suelo de sus parcelas para uso público. Algo que antes no se contemplaba. Además, según el interventor, estas normas subsidiarias sufrieron modificaciones puntuales que contaron con el respaldo de la Comunidad Autónoma. Finalmente, en 2004, fueron publicadas de manera oficial.

Reglamentación urbanística al margen, en cuanto al juicio de 'Las Brisas', el Fiscal pide la pena de un año y seis meses de prisión, así como cinco años de inhabilitación para el exalcalde popular; por adoptar presuntamente decisiones sin los preceptivos instrumentos de ordenación urbana. Está acusado de un delito continuado de prevaricación y contra la ordenación del territorio en concurso ideal con el delito de fraude. Hernández defendió que cumplió la «legalidad» y que otorgó la licencia tras recibir el visto bueno de todos los técnicos competentes en el Ayuntamiento. El Fiscal cuestionó los informes elaborados por el arquitecto municipal para construir esta cuarta fase de 'Las Brisas', al considerar que se aumentó la edificabilidad alterando al alza los metros de la parcela.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook