11 de julio de 2018
11.07.2018
Caravaca

Detenido el presunto asesino de Archivel

La Guardia Civil arrestó anoche a un kilómetro de su casa a Antonio B. C., principal sospechoso de la muerte de Manuel Talavera

11.07.2018 | 09:56
Antonio B. C.

Agentes de la Guardia Civil detuvieron anoche a última hora al sospechoso del crimen de Archivel. La operación, llamada 'Mojantes' se inició unas horas más tarde del hallazgo del cadáver, cuando la Guardia Civil identificó a un vecino de la localidad que, presuntamente, podría encontrarse tras la autoría del homicidio, el cual se habría producido tras algún tipo de discusión relacionada con la finca donde ocurrieron los hechos. 

Antonio B. C., de 67 años y conocido como 'El Ermitaño', fue encontrado por la Benemérita a un kilómetro de su casa y no opuso resistencia en el momento del arresto.

Los agentes habían intensificado el dispositivo de búsqueda en las últimas horas, sin descartar otras hipótesis, y creían que se estaba escondiendo en el monte. La búsqueda ha resultado "de extrema dificultad", dadas las circustancias personales del presunto homicida, que aprovechaba su perfecto conocimiento del terreno próximo al lugar de los hechos para ocultarse. Se han empleado canes adiestrado en el rastro de personas, medios aéreos y otros equipos técnicos especiales para poder localizar al ahora detenido.

Antonio B. C. no prestará declaración hasta el viernes por la presunta autoría de la muerte de Manuel Talavera, cuyo cadáver fue encontrado el sábado por la tarde en un paraje de Caravaca de la Cruz.

La Policía judicial se encuentra realizando tareas de rastreo en la zona del crimen para encontrar el arma.

El suceso ocurrió en el paraje de Fuente Álamo, a unos tres kilómetros de la población de Archivel. En concreto, en el patio de un caserío de la zona muy próximo a las RM-702 que conecta Archivel con la carretera de la Puebla de Don Fadrique, ya en Andalucía.

Antonio era conocido como 'El Ermitaño', vivía en una especie de cueva sin luz ni agua y según explicaron los vecinos no era una persona muy sociable, de hecho se solía esconder de la gente. 'El Ermitaño' se esfumó en el momento que se halló el cadáver de Manuel, que se encontraba segando en un bancal que según parece era propiedad de los dos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook