12 de octubre de 2012
12.10.2012
40 Años
40 Años
Lorca

Un programa creado tras los seísmos gestiona las emergencias de la riada

El Ayuntamiento trabaja con un software informático elaborado con la experiencia de los terremotos

12.10.2012 | 15:17
El concejal Francisco García explica el funcionamiento de este nuevo sistema.

El ayuntamiento de Lorca ha puesto en marcha un novedoso sistema informático basado en la experiencia de los terremotos que se registraron en 2011, para gestionar las emergencias derivadas de las inundaciones del pasado día 28 de septiembre.

El sistema denominado Software de Gestión de Emergencias está siendo utilizado para confeccionar los informes técnicos sobre incidencias en las áreas de agricultura, ganadería, medio ambiente, viviendas e infraestructuras, según explicó ayer el concejal de Sociedad de la Información, Francisco García.

Según el edil, el software «es capaz de adaptarse a cualquier suceso por catástrofe natural o accidentes, así como las inundaciones que ha sufrido la comarca». La aplicación, según García, es el fruto del esfuerzo de un grupo de voluntarios en 2011, que trabajaron durante los primeros días tras la crisis sísmica del 11 de mayo para coordinar las labores de evaluación de daños y riesgos.

En el desarrollo del software ha colaborado el Grupo Braingapps del Cloud Incubator de la Universidad Politécnica de Cartagena, que permite a las autoridades y gobiernos llevar el control y gestión de la emergencia en aspectos como localización de urgencias, evaluación de daños y riesgos, puntos de asistencia o información al ciudadano.

Trabajo sobre plano virtual
En la práctica, la plataforma utiliza cinco aplicaciones básicas, cuatro de raiz técnica y una última de utilidad social que sobre la base de datos del municipio geoposicionada en un plano virtual –tipo Google Earth– permiten el registro de datos, la valoración del impacto o la estimación de daños.

Con estas aplicaciones se pude realizar un registro de datos para atender las emergencias. En el caso de un terremoto, consistiría, en primer lugar, en censar los edificios para posteriormente cuantificar la vulnerabilidad de los mismos. Otra aplicación del sistema evaluaría el daño de manera que se podría organizar la logística necesaria para optimizar los recursos disponibles y comenzar a intervenir y hasta reparar.
La aplicación social informaría a los ciudadanos afectados por el suceso. El sistema crea una red virtual paralela al WhatsApp que conecta de forma directa a las autoridades con el ciudadano. De este modo, los gobiernos o instituciones pueden distribuir mensajes veraces a la ciudadanía.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook