Los siete concejales del PP en el ayuntamiento de Alhama -Ángel Cánovas, Juan Cerón, Gregorio Martínez, Antonia Nieto, Pedro Cánovas, María Carpes y Lucía Cánovas- han solicitado a la dirección regional del partido su baja voluntaria como militantes con el objetivo poder presentarse a las elecciones del 27 de mayo con un nuevo grupo político.

La decisión de los ediles se produce un día después de que el comité electoral regional del PP ratificase la candidatura popular en el municipio, liderada por el actual alcalde, Juan Romero Cánovas, en la que no figura ninguno de los citados concejales.

Además, los ediles han entregado un escrito a Romero en el que ponen sus delegaciones a disposición de la alcaldía, "ante la falta de diligencia demostrada [por el primer edil] en temas de vital trascendencia para este Ayuntamiento como son la aprobación del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), la situación de la Policía Local, de la que hasta el día de hoy no hemos recibido explicación alguna, y la conexión de la A-7 con la autovía de Cartagena".

De esta forma, el alcalde de Alhama tendrá que asumir ahora todas las atribuciones de gobierno y se quedará como único representante del PP en el Ayuntamiento.

Uno de los concejales que deja el PP, Ángel Cánovas (responsable de Hacienda y Urbanismo), manifestó que se presentará como cabeza de lista de la Unión Democrática de la Región de Murcia (UDRM), partido creado por el abogado murciano Diego de Ramón. Los otros ediles irán en la lista electoral. Cánovas afirma que les hubiera gustado presentarse en una candidatura independiente, pero que no ha sido posible debido a que "algunos dirigentes regionales del Partido Popular no han sido sinceros con nosotros, puesto que nos dijeron que apostarían por nuestro proyecto para Alhama de Murcia y finalmente lo han hecho por el del alcalde, que nosotros consideramos que no es el idóneo para el PP alhameño ni para ganar las elecciones". Cánovas señala que el PP "ha intentado mantenernos con esperanza hasta el último momento para, primero, que no nos diera tiempo a presentarnos como independientes, y después para impedir que concurriéramos con nuestro proyecto con otra formación política".

Los concejales consideran que el primer edil "no ha cumplido el programa electoral con el que el PP se presentó a los comicios de 2003, sobre todo en el apartado de la seguridad ciudadana, que ha sido un desastre, y no ha dado la talla en asuntos fundamentales para Alhama de Murcia. Su imagen y popularidad en el pueblo no es lo suficiente buena como para ganar unas elecciones municipales".

El divorcio entre el alcalde de Alhama y sus concejales es total desde hace varios meses. En el mes de noviembre de 2006, los siete concejales entregaron un escrito al comité electoral local del PP para que eligieran como candidato a la alcaldía a Ángel Cánovas en lugar de a Juan Romero. El órgano electoral votó las dos candidaturas y la de Romero ganó por un sólo voto de diferencia.