13 de julio de 2020
13.07.2020
La Opinión de Murcia
Presentación

Ford Kuga: Un salto en calidad, eficiencia y conectividad

Con una potencia de 225 CV, ofrece una autonomía de 56 kms. en modo 100% eléctrico, unas emisiones muy bajas y un motor de combustión tradicional suave y progresivo con consumos muy contenidos - La calidad y dotación de su interior es notable

13.07.2020 | 04:00
Ford Kuga: Un salto en calidad, eficiencia y conectividad
El peso extra se deja notar, pero conserva un buen comportamiento

El nuevo Ford Kuga entra muy bien por los ojos. Sus líneas dinámicas, heredadas del actual código estético de la marca que estrenó el compacto Focus, dejan al nuevo Kuga con un aspecto mucho más atractivo y vanguardista que el de las anteriores entregas. Al primer golpe de vista nos parece un Puma, pero con más entidad, puesto que le saca 41 centímetros. Dentro tiene uno de los mejores acabados que hayamos visto en la firma del óvalo, con un despliegue de dotación destacable. Al volante del Kuga PHEV nos sorprende la suavidad y facilidad de conducción, ya sea cuando funciona en modo eléctrico, de combustión –aún así es bastante silencioso- o combinado. El cambio automático es también muy progresivo y contribuye a la buena agilidad del Kuga en toda circunstancia. Con todo notamos las inercias que causa la implantación de todo el sistema híbrido enchufable, sobre todo en tramos sinuosos, si bien no enturbian un buen comportamiento general.

Gracias a la colaboración de Arcomóvil, concesionario oficial Ford en la Región de Murcia, hemos dispuesto de una unidad del nuevo Ford Kuga PHEV con el que hemos acudido a la presentación presencial que la marca del óvalo realizó la semana pasada en Valencia y al que hemos sometido a nuestra habitual prueba. Presentado de forma 'virtual' durante el confinamiento, el nuevo Kuga es el primer SUV basado en la nueva arquitectura global C2 de Ford que ofrece una aerodinámica mejorada para una mejor eficiencia en el consumo de combustible, a la vez que reduce el peso hasta en 80 kg en comparación con los modelos anteriores. El Kuga ofrece un diseño más atractivo que su predecesor, y tiene una distancia entre ejes más larga, lo que beneficia la conducción y la estabilidad.


El salpicadero cuenta con la instrumentación digital y el SYNC 3 con pantalla de 8''.

Ford Kuga, con un interior más amplio

El nuevo habitáculo del Ford Kuga es más grande y ergonómico, ya que esta tercera generación es 44 mm más ancha y 89 mm más larga que la anterior, mientras que la distancia entre ejes aumenta en 20 mm. Y a pesar de que su altura total es 20 mm más baja, tiene 13 mm más de espacio libre para los ocupantes de los asientos delanteros y 35 mm más en la parte trasera. Toda la banqueta posterior se puede desplazar longitudinalmente hacia detrás para obtener el mejor espacio para las piernas de su clase (1.035 mm).

El maletero, al que se accede mediante un portón eléctrico con función manos libres (se abre al pasar el pie por debajo) cubica un total de 475 litros (411 litros PHEV). Cifra que puede ampliarse hasta los 675 litros (581 litros PHEV) si se desplaza la segunda fila hacia delante. Está disponible desde 29.000 euros, con un total de tres acabados de equipamiento (Titanium, ST-Line y ST-Line X) y motores gasolina, diésel, híbrido, híbrido enchufable e híbrido ligero.

En cuanto a los motores de combustión, el Ford Kuga cuenta con una mecánica EcoBoost de gasolina de 1.5 litros con 120 y 150 cv de potencia, mientras que en diésel se comercializa con opciones EcoBlue de 120, 150 (EcoBlue Hybrid) y 190 cv. Por su parte, la opción 'mild hybrid' utiliza un motor EcoBlue de 150 cv, de forma que el consumo medio de combustible se situa en 5 litros. En diciembre llegará un híbrido convencional, con tracción delantera o integral, y  un consumo estimado de 5,6 litros.


La deportiva silueta del Kuga esconde un amplio habitáculo y un maletero modulable gracias a los asientos deslizables.

Ford Kuga, híbrido enchufable

El Ford Kuga PHEV (híbrido enchufable) es el primer híbrido enchufable fabricado en España, desarrolla 225 cv, y combina un motor de gasolina de 2,5 litros de ciclo Atkinson que genera 164 cv con otro eléctrico de 130 cv, un generador, una batería de ion-litio y una transmisión automática. La batería de 14.4 kWh se puede cargar mediante un puerto situado en la aleta delantera para disfrutar de una autonomía 100% eléctrica de 56 km, en ciclo WLTP, con unas emisiones de 32 gramos de CO2 por kilómetro y un consumo medio de 1,4 litros por cada 100 km. Ford prevé que la carga completa desde una fuente de alimentación externa de 220 voltios tardará unas 4 horas. Viene con dos cables de carga estándar: uno para carga en enchufe normal y otro para estaciones de carga públicas.

El Ford Kuga híbrido enchufable, con 225 cv, tiene cuatro modos de conducción diferentes (EV Auto, EV Now, EV Later y EV Charge). Sus diferentes modos de vehículo eléctrico (EV) le permiten decidir si conduce con la energía del motor eléctrico, si usa el motor de gasolina o una combinación de ambos. Entre sus elementos tecnológicos destaca el módem integrado FordPass Connect, con conectividad para hasta 10 dispositivos, y el que, a través de la app, se puede acceder a funciones de cierre, apertura o arranque remoto, preparación térmica en remoto o localizador del vehículo, entre otras.

También puede disponer de sistema de sonido Bang & Olufsen de 575 vatios, así como de panel de instrumentos digital de hasta 12,3''. También puede incorporar sistema de mantenimiento de carril con asistente de puntos ciegos, asistente de precolisión con tecnología de frenado activo con función cruce, control de crucero adaptativo con Stop & Go o de frenado post-impacto, entre otros.

En ciudad lo mejor es elegir el modo EV Now para ir siempre en eléctrico, y cuando salimos a carretera cambiamos al modo EV Auto, y cuando la batería se agota por completo ponemos el modo EV Charge, que nos va recargando la batería mientras circulamos. El resultado es un consumo de combustible realmente bajo.

La variante híbrida enchufable está disponible desde 37.800 euros, a los que hay que descontar la campaña de lanzamiento, además de la rebaja que ofrece Ford si se financia con la marca y las ayudas oficiales del Gobierno.


La operación de carga de la batería es muy sencilla y la toma de carga es muy accesible.
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Coches de segunda mano

Land-Rover Range Rover Diésel en Madrid

44.490€, año 2015, 82.180 kms. v.Sport 3.0 TDV6 25ver más

Seat 600 Gasolina en Madrid

3.900€, año 1972, 46.000 kms. v.3 PUERTASver más

Mercedes-Benz Citan Diésel en Barcelona

8.800€, año 2016, 109.000 kms. v.108 CDI Largo Furver más

Audi Q3 Gasolina en Mataró

35.900€, año 2019, 40 kms. v.35 TFSI 150CV S-TRONIver más

Ford Mondeo Diésel en Arganda del Rey

5.999€, año 2012, 196.000 kms. v.1.6TDCI 115 LIMITver más