09 de octubre de 2020
09.10.2020
La Opinión de Murcia
Entrevista
Ganadores del CreaMurcia Pop-Rock

Ruto Neón: "Cuando vuelvan los festivales queremos pisar todos los escenarios posibles"

Su fórmula consiste en una mezcla de psicodelia con dream pop, synth-pop y funk; revivalismo bien entendido, sin lisonjas, con actitud de rock psicodélico

08.10.2020 | 22:25
Bruno Laencina (segundo por la izquierda), junto al resto de la banda.

Bruno Laencina ya alcanzó el éxito dentro de este certamen con The Meatpies, su antigua banda. Sin embargo, para entonces, el grupo ya estaba dando sus últimos coletazos, y 'Ruto', comenzando a nacer entre los descartes de la formación murciana. De hecho, aquellas canciones –junto a otras compuestas posteriormente– son las que conformaron el repertorio del cuarteto murciano (por circunstancias, trío el pasado fin de semana), que debutaba en directo después de probarse en los streaming de 'Frecuencia RM'. Y, desde luego, el arranque de su trayectoria es tremendamente esperanzador.

Ruto Neón se proclamaron ganadores de la vigésimo octava edición del CreaMurcia 'Pop- Rock'. Se estrenaron en directo en las semifinales del concurso, y encandilaron a público y jurado con una propuesta envuelta en neopsicodelia, al estilo Tame Impala, Mac Demarco o Temples. No obstante, su frontman, Bruno Laencina –un polifacético geniecillo a medio camino entre Kevin Parker y Donald Glover–, que ya había conquistado el oro con su anterior grupo, The Meatpies, destacaba estos últimos meses por las 'Versiones de la cuarentena' que fue subiendo a Instagram: breves covers de producción notable, muy recomendables, donde resaltaba su tremendo talento; a veces, incluso, con colaboraciones.

La idea inicial del proyecto Ruto Neón nació al escuchar Bruno la canción It feels like we only go backwards, de Tame Impala. The way you make me feel y Time, cargadas de psicodelia y producidas experimentando con sonidos nuevos, fueron el germen, con dos potentes videoclips. Estas dos canciones, junto a Forever, recientemente presentada, formarán parte del primer EP de la banda, que ha sido grabado en El Invernadero de Brian Hunt.

Para llevar el proyecto al directo, Ruto Neón cuenta con músicos muy experimentados (Salvador Susarte, Jose Antonio García y Dani Osiewala) facturando canciones para la posteridad. La fórmula consiste en una mezcla de psicodelia con dream pop, synth-pop y funk. Revivalismo bien entendido, sin lisonjas, con actitud de rock psicodélico. Todo el poder para la canción. Bruno al habla.

Has vuelto a recordar el sabor de la victoria con Ruto Neón. ¿Cómo estás? ¿Cómo lo has celebrado?

Después del concierto, una pizza con la familia y a dormir, que al día siguiente había que trabajar. La verdad es que estamos muy contentos de que la banda arranque ganando el CreaMurcia con nuestro primer concierto.

Antes de tocar en la final, participasteis en Frecuencia RM. ¿Qué tal fue la experiencia del streaming ?

Para algún miembro de la banda se hacía extraño, así que lo afrontamos un poco como hicimos en los conciertos del 'Crea': quitarnos un poco toda la etiqueta que hay en los escenarios y simplemente divertirnos tomando una cerveza como si fuese un ensayo. Creo que ignorar lo absurdo de la realidad que tenemos estos días es un poco extraño; mejor ser naturales y no guardar las formas.

Tú ya habías ganado el concurso al frente de The Meatpies. ¿Caísteis bajo la maldición que ha afectado a algunos de los grupos ganadores del CreaMurcia y supuso esto la defunción del grupo?¿ Esto te ha facilitado alguna perspectiva sobre cómo encarar el concurso y la supervivencia?

La banda estaba pasando por su etapa final ya antes del 'Crea'. Yo personalmente había empezado a trabajar en Ruto Neón por mi cuenta. Sin embargo, no solo tenemos una excelente relación, sino que me ayudaron a empezar el camino nuevo; incluso podéis oír la voz de algún meatpie en las canciones publicadas de Ruto. El CreaMurcia tiene por defecto una cosa buena y mala a la vez: no hay normas, simplemente tienes media hora para hacer el mejor espectáculo posible. En mi caso, siempre he pensado que el mayor espectáculo que puedes dar en un concierto son las canciones. Si las canciones no son buenas, poco vas a conseguir por mucho que menees el culete en el escenario (lo que no quita que me guste mover el culete en el escenario).

Ruto Neón se estrenó en el CreaMurcia. ¿Fue casualidad? ¿Han venido las cosas así?

No es casualidad en absoluto. Ahora es imposible empezar un proyecto nuevo. Hemos tenido que ser originales a la hora de lanzar la banda (videoclips, vídeos de Instagram, etc), y el CreaMurcia era la única oportunidad que veíamos de llevar a un escenario por fin las canciones.

¿Tenéis ya pensado en que vais a emplear el dinero del premio?

En cuanto entre saldrá. Tenemos claro que para mejorar el directo necesitamos invertir, y ya hemos echado el ojo a varios cacharros. Nos va a sobrar lo justo para una cena de empresa.

¿Cómo has reclutado a la banda? Por cierto, el bajista no os ha podido acompañar en los primeros directos...

Reclutar a la banda me daba un poco de vértigo. No quiero pensar en el directo a la hora de producir canciones, lo que hace que sea más complicado adaptarlas. Tuve la suerte de encontrar a Salva (bajista), que trajo a Jose (batería), y se veía claro que disfrutan mucho haciendo música juntos. Encontrar a alguien como Dani (sintes) fue más complicado, hasta que en el CreaMurcia del año pasado lo vi tocar con Old Coin y lo vi claro. Aunque Salva no haya podido actuar en los conciertos, ha sido una parte fundamental en ellos. Nos ha ayudado a preparar toda la parte técnica, incluso al enterarse de que no podía venir, se puso a currar para que estuviesen los bajos en todas las canciones a pesar de su ausencia.

¿Cómo nació el proyecto? ¿Cómo has dado con ese nombre de Ruto Neón, que suena ochentero? Me contaste algo sobre un juego de la infancia...

Mi primer amor platónico surgió en el 99', se llamaba Ruto, pero nuestro amor era imposible, yo era solo un niño y ella una princesa. Además le gustaba demasiado el mar...

¿A vosotros os han inspirado los ochenta, esa estética y ese sonido retro? Por cierto, algo que, me parece recordar, detestabas...

Recuerdo decir en algún momento, cuando era aún más ignorante que ahora, que los sintetizadores se habían cargado la música. Ahora que soy un hombre sabio y anciano, podría matizar y decir que los sintetizadores se cargaron a Paul McCartney. Fue un despecho por mi parte al escuchar algún disco de Macca en solitario y tirar el CD al río. Estaba muy obsesionado con los Beatles en aquella época... Pero, en mi caso, ese sonido ochenta viene más bien de escuchar grupos actuales inspirados en esa época. Cualquier cosa que pasase en la música entre 1979 y 2010 sigue siendo un misterio para mí. Pero aquí no hablo por la banda entera.

¿Algo que te motivara a dar el salto con Ruto Neón, una canción?? ¿Cuál fue el germen?

Empecé a obsesionarme con Tame Impala hace unos años. Me aprendí todas sus canciones y destrocé un piano de tanto tocarlas. Sin embargo, ahora con la banda completa todo eso puede cambiar. Queremos encerrarnos los cuatro y preparar algo que suba un escalón. Antes era Ruto y ahora somos Ruto Neón.

¿Este nuevo proyecto nació (sucede habitualmente) de unas canciones que no tenían cabida en The Meatpies?

Sí. Compuse varias canciones que no acababan de sonar con la banda, y no nos quedaban fuerzas para reinventarnos; así que me encerré con un micro, una batería, teclado, bajo y guitarra y empecé a trabajarlas por mi cuenta. Confiaba en las canciones y sabía que podía sacarles partido. Sin embargo, en algunas como Time puedes apreciar cómo le hablo a unos Meatpies ya derrotados y les animo a dar un último empujón, bastante agobiado por ver una relación de años ir apagándose. Estaba todo muy borroso aún.

Forever , que ha sido tu última entrega, y suena a Mac DeMarco. ¿Qué otros referentes musicales y estéticos manejas?

Estéticos, ninguno; al final, sobre el escenario queremos ser nosotros mismos, pero mentiría si dijese que esto existiría sin Mac, Tame Impala, Temples, Pond...

A Brian Hunt, ¿cómo lo conociste? ¿Te hace precio especial de amigos? ¿Piensas seguir con él?

Quería salir de Murcia y buscar a alguien joven que entendiese las canciones. Me recomendaron a Brian, puse una de sus canciones y vi claro que iba a poder hacer que sonasen como yo quería. Se ha portado muy bien conmigo, y tengo claro que no es la última vez que voy a trabajar con él.

Tu realizador de videoclips favorito parece que es Adrián White (Nunatak). ¿Funcionáis juntos o te pones en sus manos directamente?

A riesgo de sonar repetitivo, era muy importante para mí que en este proyecto trabajase gente fresca, que entendiese lo que queríamos transmitir, y Adrián se pasó el juego haciéndonos el clip de Time. Recuerdo ver un videoclip de Nunatak y decirle: «Quiero un videoclip inspirado en los siete primeros segundos de tu videoclip de Todas las campanas, y él pedirme más tiempo para probar las mil ideas que tenía. Sabía que iba a molarme el resultado, pero no me imaginaba que el tío iba a marcarse semejante locura...

Ahora, con la banda, ¿se puede espera una profundización en lo que te habías planteado, o se prevén cambios?

Es cierto que al principio tenía las cosas más claras. Ahora que ha crecido la familia, siento que soy parte de algo más grande que yo en mi casa haciendo canciones. Estoy deseando producir juntos, y ver cómo mejoran mis demos cutres al meter a tres musicazos así.

Tú has tenido un largo entrenamiento respecto a lo de enfrentarte a la cámara con tus 'sesiones de cuarentena', que te han hecho célebre. ¿En qué consistían? ¿Cómo surgieron estas sesiones? ¿Qué repercusión han tenido?

Necesitaba dar estructura a los días interminables de la cuarentena, y me propuse hacer un minivideoclip al día. Aprender una canción y versionarla haciendo que cada vídeo tuviese un concepto diferente. Pronto empezó a sumarse gente, y pude colaborar con un montón de músicos tanto murcianos como de otras partes del mundo. Aunque suene un poco tonto, me escribía mucha gente diciéndome que las versiones eran una manera de esperar algo nuevo en esos días tan monótonos y amenizar un poco una época muy oscura de nuestra vida, lo que me hacía querer superarme todos los días.

Esta final del Crea no fue como la que tu ganaste con The Meatpies. ¿Cuáles fueron tus sensaciones? ¿Disfrutaste con tu actuación?

Aunque obviamente es extraño cantar delante de gente sentada y separada dos metros con una mascarilla, echábamos de menos los escenarios. Parece que todo lo que pasa fuera del escenario es solo hacer tiempo hasta volver a subir.

Cuando a John Lennon le preguntaron qué era el rock and roll, respondió: "Estar aquí ahora". ¿Es a lo que aspiran Ruto Neón?

John Lennon no decía tonterías, pero creo que Ruto Neón es más bien vivir en el futuro. Siento que cada paso que doy es solo para poder dar el siguiente y que el destino está aún muy lejos.

¿Se trata de hacer algo divertido, distendido y para nada tenso, con un rollo feliz pero un poco más elaborado?

Creo que no soy nada divertido al hacer canciones. Todo va más enfocado a que cada una tenga un color diferente, una identidad que haga que no te parezca una canción más, y a encapsular algún momento en el tiempo; al menos ese es el objetivo. Sin embargo, al final del día soy el hijo del payaso Pirulo y no puedo parar de hacer el idiota. Lo único que me gusta más que la música es la comedia. It's always sunny in Philadelphia, South Park, Norm McDonald o Louis CK ocupan la mayoría de los ratos muertos de mi vida.

En el concurso os oía cantar Felicidad , que podría apuntar hacia unos Triana melódicos y expansivos. ¿Tienes en mente publicar también canciones en español?

Vamos a publicar antes de que acabe el año nuestro último tema en inglés, y 2021 será el año del cambio. Aunque en directo ya suena algún tema en español, todo nuestro nuevo trabajo será en castellano. Al menos eso es lo que pienso hoy; pregúntame mañana por si acaso.

¿Cuál es el reto de Ruto?

Quiero que nos pasemos 2021 explorando en lo que se va a convertir la banda, produciendo un primer álbum tal vez. Solo sé que cuando vuelvan los festivales queremos pisar todos los escenarios posibles.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook