11 de julio de 2018
11.07.2018
Infancia

Niños de Las Seiscientas, Los Mateos y Lo Campano juegan con las emociones

Las escuelas de verano de Cartagena programan actividades educativas y lúdicas en las fechas estivales

11.07.2018 | 04:00
Una de las niñas del colegio Asdrúbal en una de las actividades. FELIPE GARCÍA PAGÁN

Las escuelas de verano son una alternativa cada vez más elegida para que los niños no dejen de aprender sin renunciar a la diversión, permitiendo así, que los padres que no disponen de vacaciones de verano puedan compatibilizar la vida laboral y la familiar.

El concejal de Educación de Cartagena, David Martínez, junto a varios miembros del colectivo Rascasa, visitó ayer algunos de los centros donde se realizan las Escuelas de Verano, más concretamente los colegios Aníbal de Los Mateos, Asdrúbal de Lo Campano y Stella Maris de la barriada Virgen de la Caridad, conocida como Las 600.

Durante la jornada acompañaron a los niños en sus actividades, que realizan acompañados en todo momento por monitores. En primer lugar desarrollan actividades deportivas al aire libre, en el patio de los colegios, para posteriormente entrar en las aulas y trabajar en distintas tareas para así amenizar la mañana de los pequeños.

Algunas de estas actividades son manualidades o juegos, que más allá de tener un carácter estrictamente recreativo, intentan fomentar hábitos saludables, promover el respeto, incentivar a la lectura o controlar las emociones, que es el tema de las actividades de esta semana. Además, los niños pueden disfrutar del servicio de comedor que garantiza su correcta alimentación también durante el verano.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook