Fútbol

El FC Cartagena ha ingresado tres millones por traspasos

Desde su regreso a Segunda División, la entidad albinegra ha aumentado sus arcas gracias a la venta o salida de varios futbolistas en diferentes circunstancias

Paco Belmonte, en el palco del Cartagonova. | LOYOLA PÉREZ DE VILLEGAS

Paco Belmonte, en el palco del Cartagonova. | LOYOLA PÉREZ DE VILLEGAS

Alfonso Asensio

Alfonso Asensio

El mantenimiento de un club de fútbol en la Segunda División de España conlleva una gran inversión e importantes gastos que afrontar. Su viabilidad sólo es posible gracias a los notables ingresos que generan la venta de sus derechos audiovisuales, la comercialización de espacios publicitarios en el estadio, equipaciones y otros soportes y el llamado ‘Día de partido’ o ‘Matchday’, es decir, el negocio que engloba la venta de entradas para los partidos y los abonos de temporada.

No obstante, un último, pero significativo beneficio, surge de la venta de jugadores. En este ámbito ha recaudado el Cartagena más de tres millones de euros en los últimos cuatro años.

Adelantó el presidente del FC Cartagena el pasado 6 de junio que este verano no habría tantos problemas en la confección deportiva como en el anterior. Tras dos complicados mercados en los que el club tuvo que hacer frente a una limitación del gasto impuesta por LaLiga, la próxima ventana promete facilidades.

Muy pronto se han alcanzado acuerdos de renovación con Andy y Ortuño y sin perder tiempo se ha encontrado sustituto a Julián Calero, lo que puede indicar una situación más favorable en las cuentas albinegras, pero, ¿cómo se explica esta diferencia en la planificación deportiva? Los ingresos de más de tres millones de euros en las últimas cuatro temporadas en concepto de traspaso pueden estar detrás de la mejora en la salud financiera del conjunto cartagenero.

En consonancia con el resto de la categoría, durante su último paso por Segunda B, el Cartagena no recibió apenas dinero por la salida de jugadores de su plantilla. O bien estos acabaron contrato o llegaron a un acuerdo con el club para su marcha sin traspaso.

Durante esa etapa, Alejandro Chavero y Hugo Rodríguez fueron los únicos que dejaron dinero en las arcas albinegras con su salida: 50.000 y 30.000 euros respectivamente, nada desdeñables para la categoría. Sin embargo, el ascenso al fútbol profesional trajo consigo un aspecto económico casi inédito, las ganancias por venta de futbolistas.

De Raúl Navas a Isak Jansson

En 2021 comenzaron a llegar las negociaciones por futbolistas con dinero de por medio. Tanto para su compra, como para su venta. Raúl Navas fue el primero de esta nueva etapa en engrosar las cuentas pagando su cláusula de rescisión de 15.000 euros para salir a Las Palmas.

Le siguió José Ángel Jurado con un sorprendente traspaso al Al-Wahda árabe por 150.000 euros y la salida como cedido de Adalberto Carrasquilla al Houston de la MLS por 227.000 euros. El propio Adalberto se convirtió en el traspaso más caro de la historia del Cartagena cuando el Houston ejecutó la opción de compra por 1,82 millones de euros en 2022.

Los últimos traspasos de Marc Martínez al Granada por 150.000 euros, Aarón Escandell a LasPalmas por 400.000 euros e Isak Jansson al Rapid de Viena por 250.000 euros suman un total de 3.012.000 euros en las últimas cuatro campañas. n