Kiosco La Opinión de Murcia

La Opinión de Murcia

Fútbol

La Copa llena de zozobra al Real Murcia

El técnico, especialista en salvar ultimátum, será el centro de todas las miradas en NC, donde el equipo solo ha ganado un partido

Mario Simón en un entrenamiento del Real Murcia. | PRENSA REAL MURCIA

La eliminación del Real Murcia en la Copa del Rey ha llenado de zozobra tanto los despachos de Nueva Condomina como los ánimos de los aficionados murcianistas. Y aunque fueron muchos los señalados en el choque ante el Atlético Paso, de nuevo, las miradas se centran alrededor de Mario Simón. El técnico grana vuelve a vivir su particular penitencia, la de estar cuestionado cada vez que se acumulan varias jornadas sin ganar.

Nadie dentro del club se ha pronunciado públicamente. Ningún responsable grana ha salido para darle un ultimátum. Pero dentro del consejo hay voces que llevan varias jornadas añadiendo a la lista razones que cuestionan la continuidad del madrileño. Y la eliminación copera solo ha hecho agravar una crisis liguera en la que solo se ha sumado una victoria en cinco jornadas y en la que todavía duele el 1-4 encajado en Nueva Condomina frente al Osasuna B.

Ese runrún interno se une a las críticas por parte de los aficionados, cansados de los últimos ridículos y de que el equipo no esté respondiendo especialmente en casa. Eso hará que, aunque ninguna voz autorizada se pronuncie, el partido del próximo sábado ante la UD Logroñés se entienda como un ultimátum a Mario Simón.

Porque si se empata o si se pierde y la afición manifiesta su malestar por la mala trayectoria del equipo, Agustín Ramos tendrá que tomar cartas en el asunto. No será la primera vez que vive el presidente grana una situación parecida. Hace un año se enfrentó al mismo problema. Y cuando parecía que el mandatario del Real Murcia tomaría el camino más fácil y despediría a Mario Simón, finalmente decidió dar un voto de confianza a un entrenador que sobrevivió durante todo el curso, convirtiéndose en el técnico que ascendería al equipo a Primera RFEF.

Mantuvo la calma Agustín Ramos cuando la mayoría de voces apoyaban la destitución de Simón y le salió bien, por lo que, pese a que dentro del consejo se empiece a poner en duda al madrileño, el dueño de Fibranet podría apostar por la misma receta, dando estabilidad e imponiendo tranquilidad.

Si esta temporada jugar en Nueva Condomina se está convirtiendo en una pesadilla para los granas, que solo han ganado un partido en su estadio, el nerviosismo instalado tras la eliminación copera complicará aún más la situación. Porque aunque Mario Simón está en boca de todos, los futbolistas tampoco están respondiendo. De hecho, el partido ante El Paso dejó marcados a varios.

Los más señalados fueron Miku y Ganet, dos de los jugadores llamados a liderar al Real Murcia en Primera RFEF, pero también se ha demostrado que algunos de los fichajes llegados el pasado verano son más de nivel de Segunda RFEF que de tercera categoría.

¿Unidad en el vestuario?

La pasada campaña, en la que Mario Simón se convirtió en un superviviente en el banquillo grana, siempre se destacó la unidad del vestuario. Con los futbolistas al 100% con el técnico, cada vez que surgía una crisis, sacaban su mejor versión para despejar los nubarrones. Pero este curso ya empiezan a surgir dudas sobre la implicación de algunos de los integrantes de la plantilla que no están disfrutando de minutos y que según algunas voces no acaban de aceptar la suplencia.

A Mario Simón le gustan los retos complicados. Ya lo demostró el pasado curso. Cada vez que se cuestionaba su trabajo, el técnico madrileño conseguía que el Real Murcia sacase su mejor versión. Eso deberá hacer este sábado. No solo porque ya hay voces que piden su despido o porque no se pueden permitir más pinchazos en casa, también porque el Real Murcia se enfrentará al mejor visitante de la categoría.

La UD Logroñés, próximo rival de los granas, el mejor visitante

La UD Logroñés ha sumado 11 puntos a domicilio en los seis partidos que ha disputado. Solo ha perdido en el estadio del Osasuna Promesas. Ganó al Real Unión (0-3), al Atlético Baleares (1-2) y al Alcoyano (0-1). Por su parte empató frente al Intercity y al Nástic de Tarragona. Su buen hacer lejos de casa también se ha visto en la Copa del Rey. Este fin de semana eliminaba al Navalcarnero (1-3).

Si la UD Logroñés es el mejor visitante del Grupo II de Primera RFEF, el Real Murcia es el tercer peor local. Con seis puntos sumados en NC, solo dos equipos empeoran estos datos. El Bilbao Athletic (5) y la mencionada UD Logroñes (4).

Compartir el artículo

stats