Kiosco

La Opinión de Murcia

Fútbol sala

ElPozo Murcia inicia la pretemporada sin entrenador

El equipo, que inició ayer los reconocimientos médicos, sigue esperando la llegada de Javi Rodríguez, quien aún no se ha desvinculado del Santa Coloma

Fernando, en los reconocimientos médicos de ayer. | ELPOZO MURCIA

Un caso insólito se vive en el arranque de la temporada 2022-2023 en ElPozo Murcia. La plantilla comenzó ayer los reconocimientos médicos sin tener anunciado oficialmente el club que Javi Rodríguez será su entrenador la próxima temporada. Es cuestión de días, incluso de horas, que la situación se resuelva, porque el catalán ha llegado a un principio de acuerdo con el Industrias Santa Coloma para rescindir su contrato, pero la realidad es que ayer comenzaron los reconocimientos médicos y mañana miércoles es el día fijado para iniciar los entrenamientos, y el club sigue sin poder dar oficialidad al sustituto de Diego Giustozzi en el banquillo.

El fichaje de Javi Rodríguez por ElPozo se ha convertido en un auténtico culebrón. Al exjugador internacional le quedaba un año más de contrato con su actual club, pero la situación se ha enquistado hasta el punto de que entrados ya en el mes de agosto, será Vinicius Teixeira, segundo entrenador, quien dirija las primeras sesiones si antes de mañana no se cierra el acuerdo. El club catalán exigía 80.000 euros a Javi Rodríguez para concederle la carta de liberta y desembarcar de esta forma en Murcia para hacer efectivo un acuerdo entre ambas partes que está cerrado desde hace unos meses.

Aunque han surgido varios nombres para sustituir a Diego Giustozzi, la realidad es que ElPozo ha apostado fuerte desde el inicio por Javi Rodíguez. Y finalmente terminará siendo el preparador con un contrato para al menos dos temporadas.

La plantilla, pese al fracaso del pasado curso, solo va a presentar dos caras nuevas. Una de las novedades es el brasileño Bruno Taffy, quien regresa a España tras su paso por el Tyumen. Con anterioridad jugó en el Palma y Movistar Inter. Y la otra es el cierre murciano, natural de Librilla, Ricardo Mayor, que procede del Córdoba Patrimonio de la Humanidad, donde ha destacado los dos últimos cursos. Continúan los metas Juanjo Angosto y Molina; los cierres Darío Gil, Felipe Valerio y Leo Santana; los alas Alberto García, Fernando, Gadeia, Marcel y Taynan; y el pívot Rafa Santos.

Tanto ayer como hoy, los jugadores serán sometidos a las pruebas médicas pertinentes en INNOVA, Hospital Mesa del Castillo y CardioSalus Sport. Será mañana, a las doce en el Palacio, cuando se celebre el primer entrenamiento.

Compartir el artículo

stats